Moderna y Biontech sufren en bolsa por las dudas con la dosis de refuerzo

Las acciones de Moderna y Biontech se desploman en Wall Street tras un estudio publicado en The Lancet que prevé que las dosis de refuerzo no serán necesarias en la mayoría de personas

Moderna y Biontech se hunden este lunes en bolsa tras la publicación de un estudio en la revista The Lancet que apunta que una dosis de refuerzo de la vacuna contra el coronavirus no será necesaria en la mayoría de las personas.

“Ninguno de los estudios ha proporcionado evidencias creíbles de que disminuya sustancialmente la protección contra enfermedades graves”, recoge el informe, elaborado por un panel de científicos de todo el mundo.

Entre los responsables del estudio se encuentran dos expertos de la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA, en inglés) estadounidense, lo que debilita aún más a las farmacéuticas estadounidenses que ya preparaban una tercera dosis de sus vacunas.

Moderna cae un 6 por ciento; Biontech, la más afectada

Pese a que Moderna registra fuertes pérdidas, es la alemana Biontech, socia de la segunda ‘farma’ en la elaboración de su vacuna, la que registra las mayores pérdidas.

Las acciones de Biontech retroceden un 7 por ciento en Wall Street, mientras que Moderna pierde un 6 por ciento y Pfizer un 2 por ciento.

Publicidad

Pérdidas que llegan a falta de una semana para que los Estados Unidos den un mayor impulso a la campaña de vacunación. 

Publicidad

A partir del día 20, el Gobierno planeaba desplegar la distribución de dosis de refuerzo tras haber superado el 70 por ciento de la vacunación con la doble pauta hace apenas un par de semanas.

El plan, sin embargo, aún tenía que ser aprobado tanto por la propia FDA como por los Centros de Control de Enfermedades y Prevención (CDC), por lo que el estudio de The Lancet supone un revés para la iniciativa.

Los autores: dos altos cargos de la FDA

Entre los autores del estudio se encuentran Marion Gruber, directora de la Oficina de Investigación de Vacunas de la FDA, y su adjunto Phillip Krause.

Ambos científicos ya rechazaron las presiones recibidas hace un año por parte de la Administración Trump para acelerar la aprobación de las vacunas, según fuentes recogidas por Bloomberg.

“Incluso si finalmente se demostrara que el refuerzo disminuye el riesgo a medio plazo de enfermedades graves, los suministros actuales de vacunas podrían salvar más vidas si se usan en personas no vacunadas previamente”, sostienen los autores en el informe.

Publicidad

Como responsables del estudio, su posición resultaría determinante para rechazar ahora el plan de Joe Biden para aumentar las dosis de refuerzo en el país.

Planes que, por otra parte, comparten otras regiones. El Reino Unido ya empezó a poner la tercera inyección desde comienzos de mes mientras que la Agencia Europea del Medicamento (EMA), que estudiaba incorporar una dosis de refuerzo a la campaña de vacunación, rechazó hace una semana hacerlo de forma inminente.

En portada
Publicidad
Noticias de