Los bonos de Telefónica que baten los rendimientos del Tesoro

Telefónica ofrece bonos con rentabilidades del 7% que baten el rendimiento del Tesoro norteamericano, y continúa atrayendo a los inversores hacia su renta fija

Telefónica redujo esta semana el monto en circulación dentro del mercado de 2 bonos híbridos con unos cupones interesantes dentro de su cuantiosa oferta de papel comercial, pero sigue teniendo en su haber múltiples instrumentos de renta fija que baten, con mucho, el rendimiento de los preciados bonos del Tesoro norteamericano.

Y es que, después de desembolsar más de 600 millones de euros en la recompra parcial de estos dos bonos híbridos anunciada ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores, Telefónica continúa apuntando en su balance más de 30.000 millones de euros de deuda, conformada principalmente por bonos.

Publicidad

Unos bonos que, como ocurre en el caso del instrumento de renta fija US879385AD49 denominado en dólares, ofrece una rentabilidad semestral del 7,3 por ciento, a pesar de que en estos momentos cotiza con prima respecto a su valor nominal.

O en el caso del cupón XS0162869076 con fecha de vencimiento en 2033 y un cupón original del 5,875 por ciento, su rentabilidad actual es del 5,02 por ciento debido a su cotización cercana al 117 por ciento de su valor nominal.

También seguían este patrón los últimos bonos emitidos por la cotizada del IBEX 35 este mes de noviembre, que además acercar a la compañía a su objetivo de que el 25 por ciento de su financiación hasta 2024 responda a criterios de sostenibilidad, terminaron ofreciendo un cupón inicial del 7,125 por ciento al cierre de su libro de órdenes.

Una productividad que es claramente superior al rango del 3,7 por ciento que ofrecen actualmente los bonos del Tesoro norteamericano a 10 años, e incluso a las perspectivas de que estos lleguen a un rango del 5 por ciento, de aquí al momento en que la Fed afloje en su lucha contra una inflación desbocada.

Publicidad
Publicidad

Telefónica: una referencia para los inversores de renta fija

Tal y como explicó el analista de Bloomberg Intelligence, Aidan Cheslin, la decisión de Telefónica de reducir ligeramente su deuda mediante esta licitación de parte de sus bonos híbridos, y de emitir una nueva perpetua verde con cupones en torno al 7 por ciento, no es más que una nueva muestra del "sólido historial de la empresa" en los mercados de híbridos.

Una prueba de solidez que el experto destacó que "podría ayudar a que su deuda subordinada se comporte mejor que la de sus pares del sector".

Un buen comportamiento que, en línea con lo expuesto por Cheslin, se reflejó en el hecho de que los bonos de Telefónica, pese a ver su recuperación estancada durante el mes de agosto, lograron remontar sus precios en los últimos meses, gracias al gran atractivo de sus cupones.

Y esto, a pesar de que la compañía no es inmune a una incertidumbre macroeconómica que pone en riesgo su rating de grado de inversión, que es uno de los grandes sustentos de la empresa a la hora de acudir al mercado de renta fija de forma continuada.

La importancia del rating para Telefónica

Telefónica, tal y como ya explicó finanzas.com, puede sufrir una fuerte presión sobre sus márgenes en 2023 a causa del contexto de inflación y desaceleración económica previsto por el mercado.

Esta presión obligará a la empresa dirigida por José María Álvarez-Pallete a mandar señales a los bonistas, como la emitida con esta recompra de bonos, e incluso podría derivar en cortes a la remuneración de los accionistas, de acuerdo a la opinión emitida desde Bloomberg Intelligence.

Publicidad

Unas señales a las que Telefónica se vería obligada a mandar porque sus ratings por parte de S&P, Fitch y Moody's se encuentran tan solo un escalón por encima de las calificaciones consideradas como "basura".

Un escalón al que, si Telefónica bajara en cualquier supuesto, provocaría que muchos inversores tuvieran que desprenderse de su papel comercial, y que pondría presión sobre sus costes de financiación.

Un recurso que la compañía no puede permitirse encarecer, dado su continuada utilización del mismo, pero por el que de momento no tiene que preocuparse, si se atiende al último informe emitido por Fitch respecto al horizonte de la compañía.

Publicidad

En octubre, Fitch ratificó en "estables" las perspectivas de la compañía, así como su rating BBB, apuntando que el apalancamiento neto de los fondos de las operaciones de Telefónica superaron sus previsiones, reflejando "una generación de flujo de caja y una reducción de la deuda mejores de lo previsto y, en menor medida, un movimiento de divisas positivo".

Las pautas de finanzas.com

Nuestros boletines son valiosos para inversores y líderes financieros. Denos la oportunidad de demostrárselo. Si le decepcionamos: cancele, sin más.
Gracias por su confianza.

En portada
¿Quién manda en la ESG?

La segunda mesa de debate del foro Social Investor contó con Luisina Berberian (S&P Global Ratings), Mckenzie Ursch, (Follow This), Alberto Andreu (DIRSE) y Severiano Solana, (Caixabank)

Noticias de