Renta variable

El petróleo registra la mayor caída del siglo por falta de almacenamiento

El petróleo West Texas, referencia en los Estados Unidos, retroceder a niveles previos a los 2000 con el barril cerca de los 10 dólares

El petróleo se hunde a niveles previos al año 2000 ante la dificultad de los productores de almacenar el  exceso de crudo por la caída de la demanda
El petróleo se hunde a niveles previos al año 2000 ante la dificultad de los productores de almacenar el exceso de crudo por la caída de la demanda

El petróleo del tipo West Texas, referencia en los Estados Unidos, registra su mayor caída de este siglo, con el barril rozando los 10 dólares, al aparecer problemas graves para el almacenamiento de todo el excedente derivado del hundimiento de la demanda.

La cotización del West Texas regisgtró caídas del 40%, lo que provocó que este tipo de crudo tocase los 10 dólares por barril, un precio no visto desde 1998.

Los Estados Unidos se están quedando sin plantas de almacenamiento donde albergar todos los barriles de crudo que no se venden por culpa de la guerra de precios y la caída de la demanda.

Se ofrecen barriles en el mercado físico por menos de 5 dólares

Pese a tirar los precios y vender en el mercado físico los barriles por 10 dólares, no se consigue dar salida al excedente. Incluso los productores de Texas ofrecen a determinados clientes sus barriles por menos de 5 dólares para poder obtener más espacio de almacenamiento.

Y es que la cotización a futuros marca ya esos niveles de precio. Aunque el valor del barril se coloca en un segundo plano en este caso, puesto que el primer problema es dónde almacenar una cantidad ingente de barriles.

Un problema global

La cuestión del almacenamiento llega ahora a los Estados Unidos, pero se trata de un problema global para casi todos los productores de petróleo.

Las primeras informaciones al respecto llegaron desde Rusia. Varios empresarios del crudo en dicho país informaron de que Moscú tenía serios problemas para guardar todo el excedente de la guerra de precios con Arabia Saudí.

Vladimir Putin nunca apostó por la construcción masiva de plantas para esta cuestión puesto que no veía posible que se diese una situación como la actual. La falta de plantas llevo a Rusia a colocarse en un segundo plano en la reunión para reducir el precio del oro negro en 9,7 millones de barriles diarios.

¿Qué más leer?

Aramco alimenta el incendio del petróleo: aumenta la producción y la cotización se resiente

Con el acuerdo entre la Organización de Países Productores de Petróleo (OPEP) más diez aliados productores independiente de petróleo liderados de facto por Rusia, la conocida como OPEP+, se daba por concluida la guerra de precios entre Moscú y Riad.

Y más al dar por bueno lo pactado por el G20 en el que se encuentran países como los Estados Unidos, intermediador entre Rusia y Arabia Saudí, Brasil o Canadá y que no están en la OPEP+. Pero el mercado vio desde el principio que el acuerdo no resolvía la cuestión de la demanda.

Calma en Arabia Saudí

La estimación de la OPEP de que la demanda para este curso está prácticamente destruida parece que puede quedarse corta tras no frenarse la propagación ni controlarse a nivel global el Covid-19.

¿Qué más leer?

La reunión de la OPEP deja a Rusia en un segundo plano

Finanzas.com entiende que la mejor posicionada es Arabia Saudí puesto que es la que mayor capacidad tiene para almacenar todo el exceso de petróleo que sea necesario y su fabricante estatal, Aramco, siempre reacciona bien en bolsa a las decisiones del reino.

Cae un 10% en el año, pero aguanta el pulso de los precios y Riad no va a dejar que la mayor cotizada del mundo sufra por esta cuestión y si tiene que aumentar la demanda para presionar al almacenamiento mundial lo hará.

¿Qué más leer?

La OPEP modifica los soportes del petróleo

Por eso chirría el comunicado conjunto de Moscú y Riad en el que se anunció que ambos productores estudiaban nuevas medidas para contener los precios puesto que el acuerdo de hace una semana fue, claramente, insuficiente.

Y más chirrían las declaraciones del príncipe heredero, Mohamed bin Salmán, donde aseguró que su reino podría reducir la producción antes de la próxima reunión de la OPEP+, en junio, y que mostrarán flexibilidad y pragmatismo.

El Brent resiste

El barril de crudo Brent, referencia en Europa, resiste mejor esta situación por la capacidad de almacenamiento, más allá de Arabia Saudí, de los países nórdicos.

¿Qué más leer?

Arabia Saudí y Rusia tomarán más medidas para frenar la caída del petróleo

De este modo, aunque no consigue rebasar los 30 dólares por barril lograr resistir por encima de los 25 dólares, un nivel que los analistas consideran clave para mostrar opciones de rebote en el futuro.

No obstante, la presión también es máxima para el Brent pese a que el Covid-19 comienza a controlarse en el Viejo Continente y los Estados preparen ya los planes de desconfinamiento de la población y vuelta a la actividad productiva

El Covid-19 seguirá dañando al crudo

La caída que registra el West Texas también es superior a la del Brent porque los Estados Unidos son ahora el epicentro mundial del coronavirus con más de 40.000 muertes registradas.

Pese a que el presidente, Donald Trump, prepara el plan para reactivar la economía del país, el empleo sigue destruyéndose cada día y el frenazo empresarial es claro, lo que afecta al crudo.

Por ello, también es importante para el barril de West Texas que el país sea capaz de controlar la pandemia en el corto plazo

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.