Empresas del continuo

El Aplidin de Pharmamar avanza contra reloj

Pharmamar todavía se encuentra en la fase 2 en la investigación del Aplidin. Sus competidores en la carrera por dar con la cura al Covid-19 le sacan ventaja

Mientras Pharmamar todavía se encuentra en la fase 2 en la investigación del del Aplidin, sus competidores en la carrera por dar con la cura al Covid-19 le sacan ventaja

Pharmamar trabaja contra reloj. Pese a las altas expectativas generadas, tanto por la propia compañía como por los inversores, la farmacéutica gallega se está quedando atrás respecto a sus competidores en la carrera por dar con la cura al Covid-19.

El Remdesivir de Gilead Sciences le saca una gran ventaja. Y es que ya ha sido aprobado por la Agencia Europea del Medicamento (EMA) y la Unión Europea busca garantizar el suministro de este fármaco para combatir al coronavirus.

“Un retraso en la fabricación masiva y en la venta le va a afectar en la facturación”, señala Darío García, analista de IG, a Finanzas.com.

"Un retraso en la fabricación masiva y en la venta le va a afectar en la facturación"

“Hay que tener en cuenta que Pharmamar, a diferencia de otras compañías del sector, se ha quedado con la expectativa de que este medicamento sea la panacea para resolver el problema del coronavirus y, de hecho, a nivel bursátil está muy sobrecomprado”, añade.

¿Qué más leer?

Pharmamar supera los 9 euros gracias al potencial del Aplidin

La propia Comisión de Nacional del Mercado de Valores (CNMV) puso el ojo en esta farmacéutica y advirtió que su actual capitalización bursátil se escapa de los parámetros normales.

 “Hay que recordar que todavía se encuentra en fase 2 en Europa, probándose en animales y en enfermos con patologías extremas”, apunta García.

Pero la gran ambición de la firma presidida por Jose María Fernández de Sousa, que confía en que la potencia antiviral del Aplidin es hasta 2.800 veces mayor que la del Remdesivir, puede alejarse de la realidad.

  • “Estamos viendo que otros laboratorios con desarrollos mucho más completos de sus medicamentos ya están incluso recibiendo financiación pública para poder producir y distribuir de manera masiva sus dosis”, asegura García.
  • “Esto le va a afectar a Pharmamar, no solo en el corto plazo sino en el medio plazo cuando veamos que realmente todo lo que ha prometido se cumple o no”, añade.

La vacuna le pisa los talones

A todo esto hay que añadirle que, según las previsiones, el Aplidin no estará disponible hasta 2021. Y su aprobación, en el caso de superar todas las pruebas con éxito, coincidirá con el lanzamiento de algunas de las vacunas.

¿Qué más leer?

Pharmamar probará el Aplidin en ratones

“En el momento que haya vacuna, las ventas del Aplidin caerán”, indica Miguel Ángel Bernal, profesor en la Fundación Estudios Financieros.

Lo mismo ocurrirá con sus acciones: “En Pharmamar ha subido muchísimo y la afectación de que se retrase la salida del medicamento hasta 2021 vendrá cuando aumente el número de competidores, lo que le hará bajar el precio por título”, explica.

Sin embargo, Sergio Ávila, analista de IG, no teme que el lanzamiento de una vacuna tenga un efecto negativo en la compañía gallega:

  • “Es complicado que para 2021 haya una vacuna que funcione con total seguridad y de manera masiva sin haber testado los efectos secundarios”, considera Ávila.
  • “Es probable que la vacuna se la pongan inicialmente la mayor parte de ciudadanos posible una vez testada, pero hará falta una producción masiva, que también llevará tiempo”, añade.

Este experto señala la necesidad de un medicamento que paralice la evolución de la enfermedad, y “el Aplidin podría ser la opción”. Principalmente porque este martes se conoció que el 14% de los positivos de la primera oleada ya no tiene anticuerpos, por lo que será claramente necesario un medicamento adicional para la vacuna.

"Haya o no haya vacuna, si se demuestra que el Aplidin funciona, tendrá un impacto muy positivo en el medio y largo plazo para las cuentas de Pharmamar"

“Haya o no haya vacuna, si finalmente se demuestra que el Aplidin funciona, tendrá un impacto muy positivo en el medio y largo plazo para las cuentas de Pharmamar”, concluye Ávila.

Al alza en bolsa

 Pese al éxito de sus competidores, Pharmamar no deja de crecer en bolsa. Tras anotarse la semana pasada ganancias del 22,65%, en esta sigue subiendo y, en dos días, suma el 5,48%, alcanzado los 9,82 euros por acción.

¿Qué más leer?

Pharmamar probará el Aplidin en ratones

“Hay que tener en cuenta que el valor está muy caliente, que la atención de los inversores está centrada en las compañías que puedan sacar cualquier tipo de medicamento”, justifica Bernal. Este experto cree que a corto plazo no tendrá aceptación, pero sí a medio y largo.

García considera que sí que existirá un efecto negativo por las ventas del Remdesivir, pero que por ahora “estamos viendo la máxima positiva”. Es decir, aparentemente el Aplidin está cumpliendo las expectativas, aunque todavía tenga mucho desarrollo por delante.

“Aun así, Pharmamar, que apuntaba a ser una de las líderes dentro de Europa con un medicamento viable, se está quedando un poco atrás y los miedos que pueda tener el inversor pasan porque se quede en la fase 2 y no pueda pasar a la 3”, concluye García.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.