Economía.- Draghi dice que no ha llegado el momento de variar la política del BCE y pide paciencia a Alemania

El reciente repunte de la inflación de la zona euro, que superó las expectativas del consenso del mercado al escalar en diciembre al 1,1%, su mayor nivel desde septiembre de 2013, se explica por el fuerte incremento de los precios de la energía y no se ha visto acompañada de una tendencia "convincente" de subida de la inflación subyacente, por lo que el Banco Central Europeo (BCE) considera que no ha llegado el momento de plantearse una reducción de sus medidas de estímulo, según ha explicado el presidente de la institución, Mario Draghi, quien ha recordado, ante las críticas procedentes de Alemania, que hay que tener "paciencia".