Elon Musk pasa por caja tras comprar acciones de Tesla a 5,5 euros

El fundador de Tesla ejerció unas opciones de 2012 que le permitían comprar acciones a 6 dólares, y se ha visto obligado a vender para hacer frente al impuesto por la operación

Elon Musk ha ejercido esta semana su derecho de compra a 5,5 euros sobre más de dos millones de acciones de Tesla que aseguró con opciones adquiridas en 2012, y ha vendido poco menos de un millón en torno a los 881 euros para pagar el recargo impositivo por la operación.

El consejero delegado del fabricante de vehículos eléctricos y persona más rica del mundo, según el índice de Bloomberg, informó al regulador de los mercados estadounidenses, el SEC, de un cambio en la cantidad de títulos bajo su propiedad que desveló estos movimientos.

Publicidad

TESLA MOTORS (TSLA)TESLA MOTORS (TSLA)

-2,90-1,08 %
265,31

Musk lanzó el 6 de noviembre un órdago en Twitter al preguntar a sus 63,2 millones de seguidores si debía vender el 10 por ciento de sus acciones en Tesla, un movimiento que llevó a la empresa a tener caídas del 9 por ciento en la reapertura de la bolsa tras el tweet, y del 12 por ciento al día siguiente.

Es decir, que con una encuesta Musk desplomó el precio de la acción desde los 1.222 dólares (1077 euros) hasta los 1.023 dólares en cuestión de dos días.

Las acciones se han mantenido relativamente planas durante el resto de la semana, logrando un repunte hasta los 1.050 dólares en la sesión del martes 16 de noviembre.

Publicidad

Pero tras la información publicada por el fundador de Tesla ante la institución estadounidense, surge la pregunta: ¿Interesaba a Musk bajar el precio de su activo?

Publicidad

La batalla de Elon Musk contra los impuestos

El informe publicado en el SEC ofrece diferentes detalles. Por un lado, señala que las transacciones realizadas se hicieron de forma automática, siguiendo un plan prestablecido por el consejero delegado en septiembre, una hoja de ruta de la que ya advirtió en una conferencia organizada por Recode.

Por otro, también informa de que la venta se realizó "únicamente para satisfacer las obligaciones fiscales de la persona informante, relacionadas con su derecho de uso de opciones para comprar 2.107.672 acciones".

Musk adquirió en 2012 el derecho a comprar más de 5 millones de acciones de su compañía a través de opciones, gracias a un plan de compensación que se activaría tras el cumplimiento de ciertos objetivos ampliamente superados por el fabricante de coches eléctricos.

Las opciones otorgadas por la junta de Tesla al directivo eran a 10 años, por lo que caducan en agosto de 2022, y Musk parece haber establecido un plan para cobrárselas antes de que expiren.

Como él mismo recordó nuevamente en redes sociales, no obstante, Musk "no recibe sueldo o bonus" de su empresa. Tan solo tiene acciones, por lo que la única obligación fiscal personal del empresario llega cuando opera con las mismas.

Pese a que la notable diferencia entre el precio de compra de Musk a 5,5 euros y el valor actual de las acciones haya dejado un suculento retorno en sus arcas, el botín será mucho menor por los impuestos aplicados en la transacción.

Publicidad

Esto ocurre porque el tributo en cuestión puede llegar a ser del 50 por ciento del beneficio, sumando los impuestos federales estadounidenses y los del estado de residencia de Musk en el momento de la recepción de las opciones, California.

Es decir, que si ha ganado alrededor de 20.000 millones de euros en la operación, 10.000 irán a las arcas públicas.

La idea no parece hacer gracia al visionario empresario, famoso en las redes por sus burlas hacia el comunismo o la intervención del Estado, y que recientemente también ha atacado al demócrata estadounidense Bernie Sanders, después de que este demandara que "los que extremadamente ricos paguen su parten correspondiente".

Publicidad

Una bajada del precio de las acciones de Tesla en el momento exacto en que pensaba ejercer su derecho sobre unas opciones, por tanto, implica un menor beneficio, pero también un pago menor de impuestos, algo que Elon Musk parece hacer muy a disgusto.

En portada
Publicidad
Noticias de