Repsol aumenta el 5% su dividendo en efectivo tras la escalada del petróleo

Repsol gana 1.939 millones de euros hasta septiembre e impulsa el dividendo, siguiendo la estela de las grandes petroleras europeas

Repsol aumentará su dividendo en efectivo un 5 por ciento, hasta los 0,63 euros por acción, tras aprobar una reducción de capital de 75 millones, que es una forma de remuneración extra a los accionistas.

En concreto, la compañía amortizará estos 75 millones de acciones, lo que equivale al 4,9 por ciento del capital social. Para hacer esto, implementará un programa de recompra por 35 millones de títulos.

La subida de los precios del petróleo, que cotiza en los 83 dólares, impulsó los beneficios de la petrolera, que reportó unas ganancias hasta septiembre de 1.939 millones de euros, frente a las pérdidas de 2.578 millones registradas un año antes.

Tal y como explicó finanzas.com, el buen momento del petróleo abría la puerta a un incremento del dividendo, lo que se acaba de confirmar.

Con este incremento de la retribución a los accionistas, Repsol recompensa a sus accionistas tras la pandemia y sigue los pasos de otros grandes grupos europeos, como Royal Dutch Shell o TotalEnergies.

Publicidad

Repsol acelera para hacer del dividendo su bandera

Con las acciones rozando los máximos del año, Repsol quiere seguir exprimiendo su papel como petrolera puntera en rentabilidad por dividendo, pues los grandes grupos del Viejo Continente habían estrechado el cerco tras la subida del crudo.

Al  igual que sucede con otros gigantes de la bolsa española, como Telefónica, el dividendo para Repsol es casi una cuestión de estado.

Publicidad

Precisamente, “la marcha de los negocios y la generación de caja derivada del escenario de mayores precios de las materias primas” llevaron a Repsol a proponer una mejora del dividendo en efectivo, dijo este jueves la petrolera.

Según adelantó finanzas.com, un balance saneado y las mejores perspectivas de generación de caja, estaban permitiendo a Repsol reintroducir este año las recompras en su marco financiero, lo que finalmente se ha confirmado.

La subida del petróleo cambia el escenario para Repsol

Con todo, esta noticia se produjo menos de un año después de que Repsol desvelara en noviembre un plan estratégico que precisamente recogía la reducción del dividendo. Solo se contemplaba su aumento en 2023.

Entonces, el crudo apenas superaba los 50 dólares por barril, el escenario con el que el grupo que dirige Josu Jon Imaz hizo sus cuentas. Ahora, tras rebotar el petróleo más de un 64 por ciento en el año, el escenario es completamente distinto.

Publicidad

En los resultados del primer semestre, Imaz dijo que el grupo tenía caja extra que podría destinar a inversiones o a anticipar la primera recompra de acciones del plan estratégico. En todo caso, esto se haría si el grupo cumplía sus guías y mantenía la deuda bajo control.

Efectivamente, Repsol redujo su deuda neta entre enero y septiembre un 9 por ciento hasta situarla en los 6.136 millones de euros.

Repsol multiplica por ocho el resultado neto ajustado

Respecto a los resultados presentados este jueves, Repsol multiplicó por ocho el resultado neto ajustado, hasta los 1.582 millones de euros, con lo que se coloca en los niveles previos a la pandemia del coronavirus.

“Las medidas definidas en el plan, junto con una gestión orientada a la eficiencia, permitieron a la compañía capturar el máximo valor posible” y volver a los beneficios anteriores a la crisis, dijo el grupo.

Publicidad

Todas las divisiones de Repsol lograron resultados positivos, en especial exploración y producción, gracias a la subida del petróleo y las materias primas. Por eso mismo, el grupo logró un flujo de caja libre de 1.855 millones de euros en todos estos segmentos.

La división de exploración y producción por fin suma para Repsol

Por divisiones, el área de exploración y producción obtuvo un resultado de 1.063 millones de euros entre enero y septiembre, con lo que superó el resultado del año pasado, que fue cero.

En el segmento industrial, el beneficio alcanzó los 339 millones de euros hasta septiembre, lo que supone un incremento del 48 por ciento respecto al año anterior.

Mientras que el negocio de química obtuvo "un resultado excepcional", el de refino "siguió viéndose impactado por los efectos de la pandemia y por paradas realizadas para adecuar las operaciones al entorno de baja demanda y márgenes", dijo Repsol.

Publicidad

En la división de comercial y renovables, Repsol alcanzó un resultado de 397 millones de euros, un 19,6 por ciento superior al mismo periodo del año anterior.

En portada

Noticias de