Siemens Gamesa teme que Alemania despida para mantener el onshore

El cambio de rumbo de Siemens Gamesa preocupa a su plantilla, que ve en el offshore la solución a muchos de los problemas de la empresa

La tormenta que envuelve a Siemens Gamesa en los últimos tiempos, que ha provocado tres profit warning en un año y el paso de cuatro consejeros delegados en cinco años, no solo preocupa al mercado financiero, también a su plantilla en España.

Fuentes sindicales indicaban a finanzas.com que el nuevo CEO, Jochen Eickholt, se reunió esta semana con los empleados para presentarse ante ellos por videoconferencia, algo que confirmaron desde Siemens Gamesa, señalando que este tipo de reuniones son habituales en la empresa.

Publicidad

Desde el sindicato, sin embargo, apuntaban que el nuevo CEO "aún se está situando" tras su nombramiento de hace un mes, y que no saben cuál es su plan para la empresa.

Los representantes de los trabajadores, por tanto, no dudaron en mostrar su preocupación porque una de las primeras soluciones del nuevo directivo pase por implementar más recortes de plantilla, en vez de atacar de frente la vía de escape más obvia: apostar por el offshore en detrimento de un onshore, "que está en peligro".

El problema es que gran parte de la apuesta de Siemens Gamesa por el offshore en España dependerá de la velocidad de actuación del Gobierno, y que la compañía eólica no descartó estos reajustes de su fuerza productiva durante su presentación de resultados del año 2021.

Publicidad

El onshore es un problema para Siemens Gamesa

El desempeño de Siemens Gamesa el año pasado, que se cerró con pérdidas de 403 millones de euros, se atribuyó principalmente a factores externos como la crisis global en la cadena logística, que llevó a un encarecimiento de los costes de producción.

Estas pérdidas también se ha explicado, tanto por fuentes próximas a la empresa como por bancos de inversión como JP Morgan, como un problema de choque de culturas en el proceso de integración vivido entre Gamesa y Siemens desde 2017.

Publicidad

En el sindicato mayoritario de la empresa, mientras tanto, opinan que al margen de estas consideraciones, el problema es simple y llanamente que "los que han pasado por aquí hasta ahora, no lo han hecho bien", y denuncian que la solución siempre ha pasado por reducciones de plantilla como la realizada el pasado junio en la división de onshore.

Y esa división de onshore de Siemens Gamesa es, precisamente, la que el sindicato considera que corre un mayor riesgo, dada la alta competencia en el mercado y el menor margen de beneficios que reporta.

Ante esa tesitura, las fuentes sindicales consultadas por finanzas.com creen que la salida más clara pasa por una fuerte inversión en la división de offshore, y apremian a la ministra Teresa Ribera a que dé luz verde a un plan de ordenación del espacio marítimo (POEM) que sigue sin aprobarse y que daría alas a las cuentas de Siemens Gamesa.

La salida pasa por el offshore

"El negocio de onshore está con los márgenes muy bajos y lo que es la estructura de España, que hay unos 6.000 empleos, está dividido entre onshore y servicios, que tiene unos 1.000 empleados y es la que está sosteniendo todas las cuentas de la compañía", relata una de las fuentes sindicales.

"Pero es que onshore es lo que está hundiéndose, por eso llevamos tiempo pidiendo que se monten fábricas de offshore para eólica marina, pero claro, lo que nos dicen desde la empresa es que no hay proyectos a la vista porque ni siquiera está la normativa", añade.

Publicidad

Esta perspectiva la apoyaba también JP Morgan, que en su informe sobre Siemens Gamesa apostaba por una desinversión o incluso por el cierre de su división onshore, pasando a convertirse exclusivamente en una empresa de eólica marina y de servicios.

Desde Siemens Gamesa explican que la empresa es actualmente líder mundial en offshore, por lo que confían en tener un papel importante durante la puesta en marcha de parques eólicos en España en el futuro.

Cuándo se concretará ese futuro, no obstante, es difícil de prever, dado que al contrario que en otros países como Francia y Alemania, España no cuenta con proyectos eólicos que obtengan energía del viento por aerogeneradores ubicados en el mar.

Publicidad

El papel del Gobierno en el futuro de la empresa

El trámite de evaluación ambiental estratégica con un primer borrador de estos POEM, que el sindicato llama a aprobar cuanto antes, se inició durante el primer semestre del 2020, y pasó por fin a consultas el 8 de julio de 2021.

Desde el sindicato de Siemens Gamesa, por tanto, confían en que la medida se apruebe durante la primavera de 2022, y promueven un manifiesto por el desarrollo de la eólica marina.

En él afirman que "esta energía constituye una oportunidad única e irrepetible para España, por la creación de empleo y el desarrollo económico y social en las zonas costeras, así como por el posicionamiento como país en industria e I+D+i".

Este manifiesto está firmado por el presidente de Siemens Gamesa, Miguel Ángel López, así como por ejecutivos de otras empresas del IBEX 35, como Julio Castro González, CEO de Iberdrola Renovables Energía, y Rafael Mateo, CEO de Acciona Energía.

Los intereses de sindicato y empresa en este sentido, por tanto, están alineados, dado que el impulso del offshore implicaría una mejora significativa para Siemens Gamesa.

Publicidad

Falta que esta línea de flotación para la empresa eólica controlada por Siemens Energy se abra pronto, antes de que el nuevo CEO opte por otras vías para sanear el balance financiero de la empresa.

Al cierre de este artículo, el Ministerio de Transición Ecológica y el Reto Demográfico no había respondido a las preguntas de finanzas.com.

En portada
Publicidad
Noticias de