IAG protege su rentabilidad con la mayor cobertura de combustible entre las grandes aerolíneas

IAG supera a Lufthansa y Air France-KLM en coberturas de petróleo, justo cuando la fortaleza del dólar y la volatilidad del crudo amenazan la base de costes

International Consolidated Airlines Group (IAG) ocupa el primer puesto entre las grandes aerolíneas europeas con mayores coberturas de combustible, de acuerdo con los cálculos actualizados de Bloomberg Intelligence.

En concreto, las coberturas del grupo ascendieron al 78 por ciento al cierre del primer semestre, muy por encima del 72 por ciento de Air France-KLM y del 65 por ciento de Lufthansa.

Publicidad

El precio medio de cobertura del jet fuel en IAG es de 905 dólares la tonelada métrica.

Teniendo en cuenta que unos 950 dólares de combustible equivalen a precios del crudo de 100 dólares, el grupo tiene coberturas al 80 por ciento para precios del petróleo superiores a los 95 dólares.

Para el conjunto del año, las coberturas de IAG alcanzan el 69 por ciento, también por encima del 63 por ciento de Lufthansa y del 64,75 por ciento en Air France-KLM. Este porcentaje se corresponde con unos precios del crudo de 89 dólares.

Con unos precios de cobertura medios del jet fuel de 820 dólares la tonelada en el primer semestre, los analistas de Bloomberg Intelligence concluyen que las aerolíneas europeas “parecen estar bien posicionadas para afrontar los altos costes del combustible”. 

Cubrir el combustible para proteger la rentabilidad

Para las aerolíneas resulta fundamental vigilar las coberturas del combustible en la medida en que sus oscilaciones afectan a la rentabilidad.

Publicidad

En el caso de IAG, el combustible supone un 30 por ciento de la base de costes, según calcularon los analistas de Banco Sabadell.

Publicidad

De acuerdo con sus estimaciones, un incremento del 10 por ciento en el barril de petróleo Brent implica un impacto de 310 millones de euros en el beneficio operativo (ebit), lo queda mitigado por la existencia de coberturas.

Este tipo de coberturas son muy habituales en el sector y normalmente se hacían anualmente, hasta que llegó la pandemia.

Con los aviones parados en tierra, las compañías se vieron obligadas a comprar combustible que no necesitaban a precios más elevados.

Publicidad

Por eso, los gigantes del sector han cambiado sus estrategias, apostando por coberturas trimestrales y ampliando el uso de opciones, swaps e instrumentos derivados.

Cuidado con el desplome del euro

Además, las coberturas son especialmente importantes en un momento en el que el euro se acaba de desplomar a mínimos de 20 años contra el dólar.

El fortalecimiento del billete verde es una noticia inquietante para las aerolíneas, puesto que el combustible se encarece relativamente al pagase en dólares.

Publicidad

“La debilidad del euro frente al dólar estadounidense puede presionar aún más los costes y reducir los márgenes de las aerolíneas europeas, pero las coberturas mitigan parte del impacto”, explicaron las fuentes consultadas.

El rompecabezas del petróleo

Todas estas coberturas cumplirán su función protectora en la medida en que los precios del petróleo se mantengan en niveles elevados en los próximos meses. El problema es que hay un encendido debate entre los expertos.  

Según estimaron en Citigroup, el crudo caerá hasta los 65 dólares por barril en caso de que el mundo vaya finalmente hacia una recesión global.

Por el contrario, los economistas de Bloomberg Intelligence cifran las probabilidades de recesión en el 30 por ciento y siguen considerando que los precios del crudo “deberían permanecer muy por encima de los niveles del año pasado, ejerciendo más presión sobre la gestión de costes de las aerolíneas europeas”.

En esta línea, los economistas de Goldman Sachs argumentaron que la caída del crudo hasta el filo de los 100 dólares por miedo a la recesión es exagerada.

“Si bien las probabilidades de una recesión están aumentando, es prematuro que el mercado del petróleo sucumba a tales preocupaciones”, dijeron estos expertos.

“La economía mundial sigue creciendo, y el aumento de la demanda de petróleo este año superará significativamente el crecimiento del PIB”, apuntaron.

La cotización de IAG sigue cogida con alfileres

En la sesión del miércoles, las acciones de IAG rebotaron más del 2,5 por ciento y recuperaron los 1,23 euros, aunque el valor sigue cogido con alfileres.

De hecho, “el apoyo en la zona de los 1,20-1,22 euros sigue siendo la referencia en el muy corto plazo”, dijo José Luis Herrera, analista en Banco de Inversión Global (BIG).

La pérdida de este soporte podría llevar los precios al rango delimitado entre el euro y los 1,2 euros, en el que ya estuvo la acción en el último trimestre de 2020. Por arriba, las opciones de recuperación pasan por rebasar los 1,3 euros.

Si esta noticia ha sido útil para ti, apúntate a nuestros boletines ¡No te decepcionaremos! También puedes añadir las alertas de finanzas.com a tus redes y apps: Twitter | Facebook | LinkedIn | Flipboard. Y sigue los mejores videos financieros de Youtube.

En portada

Noticias de