El bajista de Grifols orquesta su tercer ataque en 3 meses

AKO Capital, el único bajista presente en Grifols, eleva a máximos históricos su posición al sumar el tercer incremento en lo que va de año

AKO Capital, el único bajista presente en Grifols con una posición superior al 0,5 por ciento del capital social, ha elevado su ataque a máximos históricos con un peso del 0,8 por ciento del circulante. 

La posición actual tiene una carga contra las acciones de la compañía de hemoderivados de algo más de 53,52 millones de euros al precio actual de los títulos en el IBEX 35. 

Publicidad

AKO Capital lleva en lo que va de curso 3 incrementos de posición en la farmacéutica, frente a los 5 que registró en todo 2021. 

El fondo de cobertura londinense entró por primera vez en Grifols en agosto del año pasado y, salvo en una ocasión, salda su operativa con ascensos. 

La firma de inversión fue fundada por el noruego Nicolai Tangen en 2005 y según las últimas cifras ofrecidas por AKO Capital gestiona 23.700 millones de dólares entre sus diferentes vehículos de inversión.

Publicidad

Grifols, única farmacéutica del IBEX 35 con bajistas 

Tangen es un multimillonario al que se le atribuye la mayor colección privada de arte nórdico modernista del mundo y desde su fundación, AKO Foundation, promueve iniciativas de arte y educación. 

La insistencia de Tangen sobre Grifols provoca que la farmacéutica se quede como la única compañía del sector del IBEX 35 con bajistas en su accionariado pues Pharmamar acaba de despedir al hegde fund que todavía resistía en el capital

Publicidad

AHL Partners ha reducido su ataque por debajo del 0,5 por ciento, hasta el 0,48 por ciento, según los registros de la Comisión Nacional del Mercado de Valores y desde este nivel el supervisor no vuelve a comunicar públicamente posición alguna a no ser que se vuelva a superar el 0,5 por ciento. 

El también fondo de cobertura londinense pone fin a 8 meses de asedio sobre la biofarmacéutica tras encadenar varios recortes de posición al calor de la evolución positiva de los títulos de Pharmamar desde la presentación de resultados anuales.

La deuda sigue siendo el principal problema 

De vuelta a Grifols, los inversores siguen mostrando cautela con la compañía. No solo por la capacidad de recuperación del negocio de plasma tras el coronavirus, sino por las dificultades para atajar el problema de deuda. 

JP Morgan ha colocado a Grifols como la farmacéutica con mayores problemas en esta parcela, según se desprende de su último informe sobre riesgos de financiación de cotizadas europeas. 

Publicidad

De las 26 farmacéuticas y biotecnológicas analizadas por la entidad estadounidense, Grifols registra la ratio deuda neta/ebitda más alta, en 6,1 veces, mientras que la segunda más elevada, que es la de Bayer, cae a 3 veces su ebitda. 

Además, Grifols también es la compañía del sector en el Viejo Continente que más ha incrementado sus seguros de impago, conocidos como credit default swaps, a 5 años con una subida del 52 por ciento, según el mismo informe. 

Así, JP Morgan estima una deuda de 10.196 millones de euros sin olvidar las bajadas de nota de calificación crediticia por parte de S&P y Fitch, hasta BB-, y Moody’s, hasta B1.

Los títulos caen un 30 por ciento en el último año 

El margen de maniobra de las calificaciones de Grifols es limitado en medio de unas condiciones operativas persistentemente duras”, señalaba S&P en su último informe sobre la compañía. 

Desde la agencia de calificación esperan una mejora en el acceso al plasma para este año, pero añaden que es “probable” que siga siendo restringido “y que se solo alcance los niveles prepandémicos en 2023”. 

Publicidad

La situación y perspectivas queda reflejada en la acción y los títulos pierden un 30 por ciento en el acumulado de los últimos 12 meses, aunque el consenso del mercado que compila Bloomberg considera en su mayoría que no es mal momento para tomar posiciones en Grifols. 

El 60 por ciento de los analistas que aglutina este consenso recomienda “comprar” acciones, por un 30 por ciento que prefiere “mantener” los títulos en cartera y un 10 por ciento que aconseja “vender” las posiciones. 

El precio objetivo promedio que arroja el consenso para los próximos 12 meses es de 23,10 euros, por lo que al cotizar sobre los 15,7 euros ofrecería un potencial de revalorización para dicho periodo superior al 45 por ciento. 

● Siga las noticias de finanzas.com desde su red social o app favorita: Twitter | Flipboard | Linkedin | Facebook | Telegram

Publicidad
En portada
Publicidad
Noticias de