El refugio al que acuden los inversores conservadores

El volátil escenario actual está empujando al inversor conservador al refugio de los fondos de retorno absoluto

La guerra en Ucrania y la inflación desbocada han puesto contra las cuerdas a las bolsas mundiales. Este entorno tan volátil ha provocado que los inversores en fondos de inversión hayan huido de los fondos de renta variable y busquen refugio en los fondos de retorno absoluto.

En lo que llevamos de año, estos vehículos de inversión han registrado un aumento del patrimonio del 3,9 por ciento, solo por detrás de los de renta fija, hasta un total de 7.915 millones de euros.

Publicidad

¿Qué motivos está llevando al inversor por estos productos? La teoría dice que los fondos de retorno absoluto son productos ideales cuando los mercados caen, puesto que su objetivo "es conseguir rentabilidades positivas independientemente de la evolución de los mercados", señala José María Luna, socio y fundador de Luna y Sevilla Asesores Patrimoniales.

Además, de ofrecer cierta protección defensiva a la cartera de los inversores.

Por otro lado, buscan lograr estos objetivos con un control exhaustivo de la volatilidad, algo que en el momento actual agradecen los inversores.

Y, de momento, parece que las rentabilidades que ofrecen estos productos acompañan a esta idea.

Publicidad
Publicidad

Un ejemplo de fondos en España para Luna sería el Dunas Valor Equilibrio, "que todos nuestros clientes lo tienen", matiza Luna.

Alkend Fund Absolut Return lidera la rentabilidad

El fondo de retorno absoluto Alkend Fund Absolut Return lidera la clasificación. El producto ofrece una rentabilidad de algo más del 18 por ciento en este arranque de año.

Para lograrlo, el fondo invierte al menos el 75 por ciento de su cartera en valores europeos. Y es que la bolsa europea ha logrado resistir mejor que la estadounidense debido a que tiene menos presencia de valores tecnológicos, muy afectados por el alza de la inflación.

De hecho, el vehículo tiene una fuerte presencia a empresas de componentes y cíclicas, que con la reapertura de la economía se beneficiarían. Así, destaca la apuesta que hace el vehículo de Veolia, Just Eat, Volvo, Glencore y Carrefour.

También expuesto a Europa el inversor puede encontrar el producto de Schroder: el ISF European Alpha Absolut Return. En este caso, el fondo que se anota una revalorización por encima del 10 por ciento, está expuesto principalmente a derivados de empresas en las que el gestor cree que su cotización no refleja todo el potencial.

Publicidad

Exposición a Asia

Una de las ventajas de los fondos de retorno absoluto es que permiten diversificar la cartera por áreas geográficas o por activos. Así, Blackrock comercializa un producto de estas características, pero con exposición a Asia.

Se trata del Blackrock Asia Pacific Absolut Return, cuya rentabilidad se sitúa en poco más del 15 por ciento. Su exposición también incluye a Australia y Japón, entre otros países de la región.

El peso del producto se reparte a partes iguales entre bancos y empresas de semiconductores.

Por su parte, el Blackrock Americas Diversified Equity Absolute Return apuesta por America, desde los Estados Unidos y Canadá, pero también hasta América Latina. En este caso, la rentabilidad se sitúa por debajo del 10 por ciento, pero su 8 por ciento permite una rentabilidad en línea con la inflación.

Publicidad

Sus principales apuestas son el sector financiero, como Metlife, pero también REITS, ya que estas compañías se benefician de la subida de los precios y su impacto en la valoración de los activos.

Cierra la clasificación el Bluebay Investment Grade Absolut Return, con una rentabilidad del 7 por ciento. La gestión activa es una de sus premisas, además de contar en cartera con bonos soberanos, pero también con bonos emitidos por bancos y por empresas de petróleo y gas.

En manos de la pericia del gestor

El actual escenario es propicio para este tipo de productos, ya que todavía hay mucha incertidumbre en los mercados sobre la evolución de la inflación, el desarrollo del conflicto en Europa a lo que se une el temor a una recesión por una subida abrupta de los tipos de interés.

Luna explica que para lograr estas rentabilidades positivas utilizan derivados "que les permite utilizarlos de forma especulativa o de protección". Les hace interesantes porque se dan dos circunstancias, recuerda Luna, un escenario macro que se deteriora y una inflación que sigue alta "con unos bancos centrales que se están retirando para controlarla".

Otros productos combinan posiciones cortas y largas, añade Luna.

Publicidad

No obstante, estos productos no están referenciados a ningún índice, por lo que dependerá de la pericia del gestor. En ese sentido, la gestión activa aquí es un plus que puede marcar la diferencia entre un producto u otro.

● Añada las noticias de finanzas.com a sus redes sociales: Twitter | Facebook | Linkedin | Flipboard. También en su app de mensajería: Telegram

En portada
Publicidad
Noticias de