Gobierno y CCOO se reúnen mañana para tratar demandas para empleados públicos

El Gobierno cántabro y una representación de CCOO se reunirán mañana para tratar las demandas de este sindicato relacionadas con los presupuestos regionales para 2018 y la petición de devolución de derechos a los empleados públicos.

Fuentes de Comisiones Obreras y del Gobierno así lo han confirmado a Efe, y han señalado que la reunión será mañana a mediodía.

El responsable de la sección sindical de CCOO en el Gobierno de Cantabria, Javier González, pidió el martes públicamente al presidente regional, Miguel Ángel Revilla, que se siente a negociar la inclusión en los presupuestos de las partidas para devolver a los empleados públicos los derechos perdidos en la anterior legislatura, y dijo que, si no lo hace, este sindicato protestaría ante el Gobierno todos los jueves.

Además, el sindicato había presentado en el registro del Gobierno previamente, el 16 de octubre, una solicitud de reunión urgente con el presidente para tratar la recuperación de los derechos "arrebatados" a los empleados públicos durante la crisis, el empleo "destruido", y los salarios, y recuperar servicios "de calidad" para la ciudadanía.

Por parte del Gobierno, está previsto que en la reunión estén el presidente, Miguel Ángel Revilla, la vicepresidenta, Eva Díaz Tezanos, y los consejeros de Economía y Hacienda, Educación, Sanidad y Presidencia y Justicia, Juan José Sota, Francisco Fernández Mañanes, María Luisa Real, y Rafael de la Sierra, respectivamente.

La reunión se producirá después de que hoy responsables del área pública y de la Federación de Servicios a la Ciudadanía de CCOO se hayan concentrado dentro de la campaña nacional "¡Vamos a recuperar lo arrebatado!", que busca conseguir la restauración de los derechos perdidos por los empleados públicos.

El responsable de la Federación de Servicios a la Ciudadanía, Javier Báscones, que estará en la reunión de mañana, ha dicho a Efe que cualquier decisión sobre las medidas que pueda tomar CCOO se tomará tras oír lo que tenga que decir el Gobierno.

Mientras, el responsable de la sección sindical de Comisiones Obreras en el Gobierno, Javier González, explicaba hoy a Efe que a él nadie le ha llamado y no descartaba las concentraciones.

Comisiones Obreras quiere que en los presupuestos para 2018 se recuperen los derechos perdidos por los empleados públicos y que se derogue la ley de 2012 por la cual el Ejecutivo de Ignacio Diego (PP) impulsó "el mayor ataque a los empleados públicos", con el Plan de Sostenibilidad de los Servicios Públicos.

Con esa ley, por la que se aprobaron ajustes en la Administración regional, se redujo el número de liberados sindicales, se eliminó el complemento en caso de incapacidad temporal por contingencia común durante el primer mes, se aumentaron las horas de trabajo en personal estatutario del Servicio Cántabro de Salud y se eliminaron reducciones de jornada en el ámbito docente, entre otras medidas.

Además, este sindicato quiere que el Gobierno se comprometa a estar en disposición de aprobar y dotar económicamente las medidas y mejoras que están pendientes de la negociación estatal.

Y espera que el Ejecutivo mañana informe de lo que recogerá el proyecto de los presupuestos regionales en lo que se refiere al capítulo de personal.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.