Trading

Alerta entre los ‘chartistas’ tras formarse una ‘doji lápida’ en los futuros del S&P500

Se ha formado en los futuros del S&P500 una de las velas de cambio de tendencia bajista más temidas, la 'doji lápida'. Llega tras un rally del 19% desde los mínimos de marzo y a las puertas de la Semana Santa, lo que sugiere que los bajistas pueden tomar el coontrol

En la preapertura del mercado el Dow Jones y en S&P 500 caen alrededor de un 1,7%, mientras que el Nasdaq baja un 1,2%./ EFE

Los traders ‘chartistas’ prestarán hoy mucha atención a la evolución de los mercados estadounidenses, en plena convulsión por el coronavirus, después de haberse generado esta madrugada una de las formaciones bajistas más temidas para los seguidores de las velas japonesas, una ‘doji lápida’.

Las velas japonesas, también conocidas como ‘candlesticks’, tienen una legión de seguidores y sus conclusiones raras veces pasan inadvertidas en el mercado. En concreto, en los futuros del S&P500 se ha formado una ‘doji lápida’ después de marcar alzas del 4%, cuyas implicaciones son fuertemente bajistas y de cambio de tendencia.

Una vela ‘doji’ es aquella en la que el cierre y la apertura están en el mismo sitio, y por lo tanto, tienen el mismo cuerpo. Antes de esta vela, se formó otra de cuerpo ancho, lo que indica la entrada de muchos compradores, lo normal en una tendencia alcista.

Pero inmediatamente después de esta vela aparece la ‘doji lápida’, cuya la sombra superior de es larga y su cuerpo inexistente, lo que indica que los alcistas intentaron llevar los precios más arriba pero fracasaron. Por eso, el nivel de apertura coincide con el de cierre.

La aparición de una ‘doji lápida’ es una señal muy seguida por los ‘chartistas’, pues a menudo puede indicar el final de una tendencia alcista si es seguida por una mayor debilidad.

Posible ola de ventas

"Si se dan más bajadas, podría desencadenar una ola de ventas”, dice Chris Weston, jefe de investigación de Pepperstone Group. Una vela ‘doji lápida’ es en sí misma una señal muy a tener en cuenta, pero ahora falta por ver cómo será la siguiente vela.

Si esta es bajista y penetra con fuerza, se formará lo que los ‘chartistas’ conocen como ‘estrella de la noche’, lo que ya sí que anticiparía un importante cambio de tendencia. La idea que subyace es que los vendedores están en condiciones de tomar el control del mercado.

La aparición de un ‘doji’ no es frecuente. Además, normalmente no suele ser una señal categórica, salvo que se vea al final de una fuerte tendencia alcista. Y este es el caso, pues los futuros del S&P500 rebotan un 19% desde los mínimos que alcanzaron el 23 de marzo.

Ello puede indicar que la mecha alcista se ha agotado, o al menos, que hay mucha indecisión entre los compradores y más fuerza de la prevista entre los vendedores. Además, se acaba de dar justo a las puertas del parón de Semana Santa y en plena pandemia del coronavirus, cuando muchos inversores están pensando en cerrar posiciones de cara a los días festivos. 

doji lapida en wall street
Doji lápida. Fuente: Bloomberg

 

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.