Renta variable

Coronavirus. Paliza en toda regla a las bolsas europeas por el impacto de la segunda ola

Los contagios por coronavirus se disparan y obligan a duras restricciones. Paliza a las bolsas europeas y huida hacia activos refugio como los bonos o el dólar

Paliza en toda regla a las bolsas europeas por el impacto de la segunda ola. En la imagen, la Bolsa de Frankfurt

Las bolsas europeas están encajando una paliza en toda regla por el impacto de la segunda oleada del coronavirus.

Los contagios se dispararon en Francia, el Reino Unido, Alemania o Italia, obligando a nuevas restricciones que podrían lastrar la recuperación. Durante la última semana, Europa registró 700.000 contagios, niveles máximos desde que estalló la pandemia.

El Dax alemán retrocede más del 3% y el Eurostoxx50 se deja el 2,6%, mientras que el Ftse, el Cac o el IBEX 35, contabilizan caídas por encima del 2%. En Nueva York, los futuros del S&P500 anticipan caídas del 1%.

¿Qué más leer?

Coronavirus. Johnson & Jonhnson detiene su vacuna "española" por enfermedad inexplicable

De este modo, la renta variable europea tropieza con la dura realidad de la pandemia y borra los avances del 1% que se anotó en lo que llevamos de octubre.

Los casos diarios de contagios en Alemania están en máximos históricos, lo mismo que en Italia o la República Checa, mientras que el Reino Unido se prepara para anunciar nuevas restricciones.

Medidas duras, como las anunciadas por Francia, que decretó un toque de queda entre las nueve de la noche y las seis de la madrugada. O Portugal, que declaró el estado de calamidad.

¿Qué lecturas ofrece este castigo?

  • Por sectores, son las compañías cíclicas y las industriales las que se llevan el mayor castigo, con caídas que superan el 3%. En parte es normal, al ser las más expuestas a una posible ralentización de la economía.
  • Pero tampoco se libran las tecnológicas, que pierden cerca del 2%, o el sector de salud, que cotiza con recortes cercanos al 2%.
  • Medidas duras. En el Reino Unido, Boris Johnson acaba de elevar la alerta hasta el nivel “alto” y prepara una batería de medidas más estrictas, que incluirán la prohibición de relaciones interpersonales con miembros de otros hogares. En Francia, Macron optó por confinar solo por la  noche a los residentes de las nueve ciudades más grandes.  
  • En Alemania, las medidas incluyen el cierre de bares y restaurantes a partir de las once de la noche en las regiones más afectadas y el uso obligatorio de mascarillas. No obstante, para Helge Braun, ministro de la cancillería, es poco probable esto sea suficiente para dominar la “enorme dinámica de infección” observada en los últimos días.
  • Por ver el lado positivo, los analistas de Link Securities apuntan que “los gobernantes no están por la labor de aplicar nuevamente confinamientos masivos”. El impacto social y económico de nuevos cierres sería muy duro. Los gobiernos tratan de frenar al virus sin hundir la recuperación de la actividad.
  • En todo caso, las medidas anunciadas por los países europeos provocaron un incremento de la aversión al riesgo. Los inversores se refugian en los bonos y la rentabilidad del ‘bund’ alemán cae hasta el -0,62%, su nivel más bajo desde marzo. También buscan cobijo en el dólar, como muestra el índice Bloomberg USD, que sube un 0,5%.

A vueltas con los estímulos

  • Por si fuera poco, desde Wall Street llegan malas noticias. Los inversores esperan que haya consenso para desbloquear un nuevo paquete de estímulos fiscales. Pero el secretario del Tesoro, Steve Mnuchin, dejó claro que será difícil alcanzar el acuerdo antes de las elecciones.
  • Tampoco parece claro que los demócratas quieran darle un salvavidas a Trump antes de la cita electoral. El paquete de estímulos dispararía al mercado, por lo que hay poco interés en las filas de Biden de concretar hasta que no pasen los comicios.

Y el Brexit en el punto de mira

  • Para rematar el cóctel explosivo, los líderes europeos celebran este jueves una cumbre en Bruselas para intentar desatascar las negociaciones del Brexit. Boris Johnson tenía planeado romper con la UE si no había acuerdo, pero finalmente parece que no se levantará de la mesa. Otra cosa es llegar a un entendimiento.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.

Intereses