Google y China amenazan la cartera de Apple

Apple afronta varios litigios que pueden suponer una amenaza a su saneado balance económico

Apple continúa con buena salud en los mercados bursátiles a pesar de contratiempos como la caída de los pedidos de iPhone 13. En su horizonte, no obstante, se ciernen dos amenazas que pueden afectar seriamente a su balance de cuentas.

Por un lado, Barclays ha avisado del peligro que pueden suponer para Apple los movimientos de Google para reducir la tasa de coste de adquisición de tráfico que paga a la compañía de dispositivos móviles.

Publicidad

Por otro, la empresa de la manzana se enfrenta a una demanda colectiva de accionistas en China que puede costarle cientos de millones, además de sentar un peligroso precedente.

Las acciones de Apple, eso sí, continúan cotizando con fuerza, marcando una subida del 18,7 por ciento en el último mes que dejó sus precios en 179,3 dólares al inicio de la jornada en el mercado estadounidense.

APPLE INC (AAPL)APPLE INC (AAPL)

5,864,08 %
149,64

Un pacto entre titanes

El análisis del analista Timothy Patrick Long para Barclays advierte de un cambio en los iPhone que puede suponer un primer paso en los amplios márgenes de ingresos por publicidad de Apple.

Google paga a Apple, igual que a otros operadores, un "coste de adquisición de tráfico" (o TAC, por sus siglas en inglés) para que estos operadores dirijan a sus usuarios a su web.

Publicidad
Publicidad

En el caso de Google, Barclays estima que el contrato firmado entre ambas compañías ronda los 15.000 millones de dólares, pagados a cuenta de ser el buscador por defecto en los dispositivos de Apple, así como en su navegador, Safari.

Recientemente, sin embargo, Google ha añadido un diálogo emergente que redirige a los usuarios a plataformas de búsqueda orgánicas propias y externas a Safari, como el app de Google Search.

Esta redirección es, en cierta manera, similar a la redirección a plataformas de pago externas a Apple Store que los desarrolladores de aplicaciones pueden incluir en sus creaciones a raíz del juicio de Fortnite.

Barclays señala que la aparición de esta ventana emergente es muy indicativa de los siguientes pasos que pueden dar Apple y Google en su relación, y apunta que dada la cuota de mercado de Google en el sector de búsquedas, "Google no necesita pagar el TAC".

Una premisa que, en caso de cumplirse, provocaría la pérdida de una fuente de ingresos que Apple recoge "prácticamente sin ningún coste", señalando, aun así, que la compañía no verá su flujo de liquidez en el mercado de la publicidad afectado a corto o medio plazo.

Publicidad

El intenso escrutinio estadounidense y europeo en torno a las prácticas anticompetitivas entre empresas tecnológicas, aun así, puede provocar la disminución de estos acuerdos, con su consecuente pérdida económica.

Mismo escenario, distinta historia para Apple

Otro frente abierto en el horizonte de Apple pasa por el mismo juzgado y la misma jueza que obligaron a la empresa a permitir el acceso de las apps a plataformas de pago externas a la Apple Store, Yvonne González Rogers en el Norte de California.

En ese escenario y con esa actriz principal se decidirá el 18 de enero si se admite a trámite como demanda colectiva una denuncia que nace en 2018.

Por aquel entonces, el CEO de Apple, Tim Cook, aseguró que China "no estaría en la categoría" de los mercados donde Apple estaba teniendo problemas de demanda, una afirmación refrendada por la frase "nuestro negocio en China fue muy fuerte el anterior trimestre", que ahora persigue a Cook.

Publicidad

El CEO de Apple pronunció esa frase el 1 de noviembre de 2018, dos meses antes de una caída del 10 por ciento en el valor de las acciones de la empresa que eliminó hasta 74.000 millones de dólares de su capitalización de mercado, justo después de que la ralentización en la demanda de iPhones en el país asiático saliera a la luz.

Los accionistas que se hicieron con títulos de Apple entre el 2 de noviembre de 2018 y enero de 2019 se pusieron de acuerdo para llevar a la compañía a juicio, reclamando pagos multimillonarios por las pérdidas sufridas durante esa compra, y el 18 de enero la jueza González Rogers decidirá si la acepta a trámite de forma conjunta.

Desde Bloomberg Intelligence se señala que la demanda será aceptada con toda probabilidad, y advierte que los accionistas que llegan a este punto "rara vez pierden". La agencia advierte, además, que una conciliación en este tipo de demandas suele establecerse en torno al 1 por ciento del presunto daño sufrido.

El proceso va para largo, pero expone a Apple a otro litigio que se acumula en las estanterías de su despacho legal.

En portada
Publicidad
Noticias de