La Policía venezolana vigila que se cumplan los "precios justos" en comercios

Cientos de policías venezolanos visitaron hoy comercios de todo tipo para vigilar el cumplimiento de los llamados "precios justos" que el Gobierno de Nicolás Maduro fijó recientemente dentro de su plan de "recuperación" económica.

El ministro venezolano de Interior y Justicia, Néstor Reverol, informó en Twitter de que solo en el centro de Caracas "más de 250 efectivos" de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) acudieron a establecimientos para vigilar los nuevos precios.

"Aplicaremos las sanciones a quienes incumplan y pretendan desestabilizar la economía de nuestro pueblo. ¡Vamos con todo en esta nueva fase económica que planteó el Presidente @NicolasMaduro y que el pueblo hoy respalda!", indicó el ministro, quien colgó fotografías y vídeos del operativo de hoy en Caracas.

El departamento de Interior y Justicia habilitó el correo electrónico denuncialasmafias@gmail.com para atender los casos de supuesta especulación que se registren en el país.

También la Superintendencia Nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos (Sundde) habilitó cuatro líneas telefónicas para tramitar estas denuncias, que además podrán cursarse a través de las redes sociales.

El jefe de esta instancia, William Contreras, aseguró ayer que han recibido 36.587 denuncias de usuarios contra comerciantes que supuestamente han llevado a cabo un remarcaje de precios, especulación y oferta engañosa, hechos que se consideran delitos socioeconómicos.

La Sundde, que controla los comercios en Venezuela para vigilar el cumplimiento de las leyes sobre "precios justos" y "ganancias justas", señaló hoy que esta semana se ha sancionado a cinco cadenas de supermercados y dos farmacias por estas faltas.

Asimismo, se ha declarado la ocupación temporal de la empresa Smurfit Kappa, principal productora de cartón en el país, por "sabotear la producción nacional", según un comunicado.

Las autoridades han detenido al menos a cuatro gerentes de establecimientos comerciales.

La fijación de precios asusta a muchos consumidores, pues cada vez que se ha intentado el control de los costes de los productos estos desaparecen del mercado.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.