Julia Fernández: Hoy por hoy, Aspegi sigue siendo necesaria para las mujeres

La presidenta de la Asociación de Profesionales y Empresarias de Gipuzkoa (Aspegi), Julia Fernández, cree que "algún día" su organización se fusionará con la patronal Adegi, pero "hoy por hoy" dice no a esa posibilidad porque aún queda por hacer en un ámbito que sigue dominado por los hombres.

Fernández señala, en una entrevista con EFE, que desde que hace dieciocho años fundó Aspegi junto a otras siete compañeras se han producido avances y la situación no es la misma que la de 1998, pero afirma que detrás de ello hay una gran esfuerzo y también recelos vencidos.

Gipuzkoa fue el último territorio vasco en contar con una asociación para mujeres empresarias y el último en crear un galardón para reconocer su labor. De hecho, los premios Aspegi se instauraron a finales de 2015 y la entrega de esta primera edición tendrá lugar el próximo 10 de marzo en el Aquarium donostiarra.

"Años atrás lo estuvimos intentando, pero resultó imposible, nos encontramos con muchas dificultades y dejamos de intentarlo. Ahora todo el mundo ha respondido maravillosamente a la convocatoria de este premio, tanto empresas y entidades como administraciones", destaca.

A la pregunta de si ese mundo masculino ha pasado de las reticencias a verlas con buenos ojos, responde: "Probablemente, probablemente".

"El ideal es que dentro de unos años Aspegi no tenga que existir sola, sino que seamos uno con las asociaciones de hombres, que todos tengamos las mismas oportunidades y los mismos derechos, que seamos iguales en todo. Hoy por hoy no. Nosotras no podemos perder nuestra identidad, pero ya hemos empezado a colaborar con Adegi y eso es un avance importante", destaca Fernández.

Fernández señala que Aspegi, integrada fundamentalmente por pequeñas empresarias, muchas de ellas vinculadas al sector del comercio, y profesionales como abogadas, arquitectas, ingenieras y asesoras fiscales, se acerca ya a las 600 socias, lo que las pioneras de Aspegi consideran un logro en sí mismo.

"El hecho de que haya crecido el número de socias de esta manera es suficientemente indicativo de que no solo hacía falta la asociación, sino de que va calando en la sociedad, de que era necesaria", enfatiza.

Las mujeres que se han ido incorporando a Aspegi han descubierto a personas que tienen "las mismas necesidades y los mismos problemas" y con las que han podido crear redes, que son esenciales y hacen visible un trabajo "que muchas veces desarrollan casi en la oscuridad".

Ahora, todas juntas buscan esa igualdad con los hombres en sus carreras profesionales y en todos los aspectos que afectan a la conciliación laboral y familiar.

Uno de sus últimos proyectos ha sido un estudio, realizado con el apoyo de la Diputación Foral, sobre las causas que impiden que las mujeres lleguen a puestos de altas directivas (en Euskadi no llegan al 9 % en los consejos de administración) y que ha dado lugar a una guía de recomendaciones.

Son consejos para mujeres y hombres, que inciden, por ejemplo, en la necesidad de que las empresas realicen procesos de selección "sin género, basados en el talento".

Piden también que no se ejerza el paternalismo con ellas, lo que muchas veces lleva a que no se les ofrece un ascenso porque se da por hecho que las cargas familiares les van a impedir aceptarlo.

"La conciliación no tiene que estar relacionada con el género, padres somos unos y otras y la opción siempre tiene que estar abierta", destaca.

Tras la elaboración de la "Guía de recomendaciones para igualar las condiciones de acceso de las mujeres a consejos de administración y puestos directivos de las empresas", que se puede consultar en la web de la asociación, Aspegi abordará una segunda fase práctica, para la que varias empresas se han ofrecido voluntarias.

Fernández asegura que estas cuestiones van "calando cada vez más" en sus compañeros. "Cada vez se habla más de los temas de igualdad", subraya la presidenta de Aspegi, una organización que no tiene empleadas a sueldo y para la que todas las componentes de su junta directiva trabajan desinteresadamente.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.