Telefónica se hunde un 17% en septiembre: ¿está justificado el castigo?

Telefónica se desmorona en bolsa y firma en septiembre el peor mes desde la pandemia. La cuestión es si el mercado se ha pasado de frenada con la operadora

Telefónica se hundió más de un 17 por ciento en septiembre, con lo que firmó su peor mes desde marzo de 2020, cuando estalló la pandemia. De las 21 sesiones de este mes negro, la operadora acabó en verde solo en 5 jornadas.

La subida de los tipos de interés, la salida de grandes inversores, el efecto de la inflación de costes y especialmente la subida de la electricidad o el elevado apalancamiento, son algunos de los temores que se manejan en las mesas de operaciones.   

Publicidad

Al otro lado el mercado, los analistas fundamentales mantienen la calma y se ciñen sin titubear a sus valoraciones: de este modo, el consenso de expertos de finanzas.com calcula un precio objetivo de 4,86 euros, lo que arroja un potencial de subida del 43 por ciento

Los analistas consultados por finanzas.com reconocieron que hay elementos para la preocupación, pero también destacaron que el castigo encajado por la multinacional que preside José María Álvarez-Pallete es injustificado y se debe en parte al complicado entorno de mercado.

Elige un valor válido

Las razones del castigo a Telefónica

Es cierto que el sector de las telecos no pasa por “su mejor momento”, ya que las expectativas de subidas de tipos pueden impactar negativamente en el consumo y en ciertos “productos de lujo” como la televisión o el teléfono, expuso Sergio Ávila, analista de IG, en el podcast de cierre de mercados de finanzas.com.

Por razones como esta, los inversores suelen castigar a las compañías más endeudadas, al sospechar que tendrán más problemas en el futuro, sin distinguir muchas veces el grano de la paja.

Publicidad
Publicidad

Es el caso de Telefónica, que “tiene tres cuartas partes de su deuda a tipo fijo, con lo que la subida de los tipos de interés no impacta mucho”, dijo a finanzas.com Juan Peña, analista de GVC Gaesco.

En este sentido, los riesgos por los que se está castigando recientemente a Telefónica, que son la subida de tipos y la exposición al Reino Unido, “deberían tener un impacto muy limitado”, explicó a finanzas.com Iván San Félix, analista de Renta 4 Banco.

Es cierto que la fuerte caída de la libra esterlina, que está en mínimos de veinte años contra el dólar, le viene mal a Telefónica.

Sin embargo, el negocio en el Reino Unido se desconsolidó en junio del año pasado, y ahora está en resultados financieros, no en la parte operativa, con lo que aquí hay un cierto perímetro de seguridad, recordaron las fuentes consultadas.

¿Una caída injustificada?

Sin querer hacer de menos al complicado entorno macro, la subida de la inflación, el incremento de los costes o la fuerte competencia en el mercado español, los expertos consultados consideraron que el mercado fue muy lejos con Telefónica.

“Creo que las caídas son excesivas y que muchas valoraciones descuentan un escenario realmente malo”, dijo San Félix.

Publicidad

“Es un castigo excesivo, es verdad que no es la compañía que mejor comunica al mercado, pero la caída es salvaje teniendo en cuenta que operativamente no ha pasado nada”, coincidió Peña.

En opinión de San Félix, el valor de los activos de Telefónica “es muy superior a lo que se refleja en el mercado”. Además, la compañía está buscando socios financieros para la red de fibra rural y seguramente “se valoren los activos a unos precios muy altos”, dijo este experto.

En cierta forma, lo que está pasando con Telefónica “lo veo más como una crisis de confianza por parte de los inversores que como un entorno que vaya a tener un gran impacto en muchas compañías”.

Publicidad

Optimismo en renta fija con los bonos de Telefónica

El contrapunto a la marcha de Telefónica en renta variable se encuentra en renta fija, donde los bonos de la operadora están entrando en el radar de los gestores.

“Se han puesto a tipos muy atractivos” y ofrecen rentabilidades “muy interesantes en los plazos cortos sin tener que asumir grandes riesgos de duración”, explicó a finanzas.com David Ardura, director de inversiones de Finaccess Value.

En concreto, los bonos a dos años ofrecen una rentabilidad del 3 por ciento, cuando hace un mes este porcentaje era del 1,7 por ciento. A tres años, los retornos escalan al 3,3 por ciento y a 4 años llegan hasta el 3,5 por ciento.

Para el tipo de emisor que es Telefónica, “nos parecen rentabilidades muy atractivas”, recordó Ardura. Es cierto que la deuda de Telefónica tiene calificación ‘BBB-‘, pero con perspectiva estable.

Además, la compañía viene haciendo un proceso de reducción de deuda muy significativo durante los últimos años, mientras que los activos que tiene “son un respaldo como garantía del emisor”, dijo Ardura.

Publicidad

Complicada situación técnica para Telefónica

Desde el punto de vista técnico, las acciones de Telefónica están en tenencia bajista desde que perdieron los 4,4 euros, y ahora están buscando la zona de soporte más importante en torno a los 3,35 euros, dijo el director de análisis de la revista Inversión, Josep Codina.

De perder este nivel, se iría primero a los 3 euros y luego a los 2,8 euros. Es cierto que la acción está muy sobrevendida y podría haber un intento de rebote. En todo caso, para que este impulso alcista fuera validado la cotización tendría que colocarse por encima de los 3,6 euros.

Si no supera los 3,6 euros, puede estar haciendo un patrón de continuación de la tendencia bajista, con lo que hay riesgo de mayores correcciones, dijo Codina.

Por arriba, el siguiente punto de control estaría en los 3,8-3,9 euros, pero no tiene pinta que Telefónica vaya a ir aquí, pues la acción está “bastante castigada”, recordó Codina.  

En portada
Publicidad
Noticias de