Ómicron y los bajistas chafan a IAG

El sector de las aerolíneas se tambalea por las nuevas restricciones y los bajistas aprovechan para sumar decibelios en IAG

Las acciones de IAG volvieron a liderar las pérdidas en la bolsa española por la incertidumbre que generó la variante ómicron en el sector turístico y la nueva oleada de presión por parte de los inversores bajistas.

Las pérdidas del 9 por ciento que IAG acumula en el año no son más que el reflejo del escenario incierto que abrió el virus, y que forzó a las aerolíneas a cancelar más de 150.000 vuelos.  

Publicidad

La variante ómicron es 4,2 veces más transmisible que la cepa delta, según un estudio del ministerio de Sanidad de Japón, aunque también parece que provoca síntomas más leves.

En Europa, el actual “problema” lo plantea el elevado incremento de “positivos” que está provocando la variante delta y el “temor” de los distintos gobiernos a una futura propagación de ómicron por la región, dijeron los analistas de Link Securities.

Por esta razón, muchos gobiernos, entre ellos el del Reino Unido, Dinamarca o Francia, anunciaron nuevamente restricciones a la movilidad, lo que incrementa la presión sobre el sector turístico.  

El sector turístico, bajo mínimos

En concreto, al sector turístico “le está afectado la noticia procedente desde Japón de que ómicron es más contagiosa”, corroboran los analistas de IG.

Además, el Reino Unido ha implantado el teletrabajo para frenar la expansión de la nueva variante, otra noticia negativa para todo el sector

Publicidad
Publicidad

“El mercado lo está descontando como un factor negativo para la movilidad que puede afectar al consumo y al turismo, al menos, en el corto plazo”, dijeron las fuentes consultadas.

De hecho, como ya explicó finanzas.com, los problemas para IAG y para todas las aerolíneas se enquistarán hasta 2024 por culpa del nuevo escenario abierto por el virus.

La reacción del sector no se hizo esperar. El director general de la IATA y ex CEO de IAG, Willie Walsh, dijo que las restricciones a los vuelos “son un sinsentido” cuando las variantes del virus ya están en un país.

Además, añadió que “están causando un tremendo perjuicio a las aerolíneas, al turismo y a las economías”. Por eso, la patronal de líneas aéreas confió en que los gobiernos revisen pronto las nuevas restricciones.  

Publicidad

IAG (IAG)IAG (IAG)

0,032,21 %
1,48

Los bajistas presionan a IAG

Lo cierto es que no está claro el impacto financiero que la nueva variante provocará en la industria aérea. Pero los más de 150.000 vuelos cancelados no son una señal especialmente alentadora.

Con la visibilidad financiera del sector otra vez nublada, los bajistas se apresuraron a tomar posiciones contra IAG.

El último en llegar fue Blackrock, que se posicionó en corto con el 0,51 por ciento de las acciones de IAG, lo que supone una carga de 25,3 millones de acciones.

Al menos cuatro inversores revelaron posiciones bajistas contra la matriz de Iberia. En concreto, Citadel tiene el 0,93 por ciento, la mayor posición corta, con 46,1 millones de acciones.

Publicidad

Además, Pictet Funds desveló un carga bajista en IAG de 30,7 millones de acciones, equivalentes al 0,62 por ciento del capital, mientras que Kinbury Capital se posicionó en corto con el 0,67 por ciento.

La vuelta a los beneficios de IAG podría retrasarse

En total, los fondos en corto acaparan posiciones bajistas por el 2,73 por ciento de las acciones en circulación de IAG.

Se esperaba que IAG volviese a los beneficios en 2023. Ahora, con las nuevas variantes, “si se frena el turismo podría retrasarse esa vuelta a los beneficios e incluso podría ser necesaria otra ampliación de capital”, dijeron los analistas de IG para explicar el regreso de los bajistas.

Con las caídas de este jueves, los títulos de IAG cotizan de nuevo en el filo de los 1,6 euros, un salvavidas bursátil que actuó como soporte pero que ahora vuelve a estar bajo presión.

Según explicaron los analistas de IG, ahora hay “mucha incertidumbre en el valor, que podría seguir cayendo”.

Publicidad

De ser este el caso, estos expertos marcaron el siguiente soporte a tener en cuenta en los 1,484 euros y apuntaron que “cualquier rebote que tenga IAG podría ser aprovechado para salirse si se está dentro, ya que las perspectivas de su negocio empeoran con la nueva variante”.

En portada
Publicidad
Noticias de