Fitch y S&P retratan a Siemens Gamesa a través de su deuda

Siemens Gamesa vuelve a recibir un toque de atención sobre su perfil de deuda, pese a los elogios hacia la oportunidad que presenta el offshore

El perfil de deuda de Siemens Gamesa ha recibido un ligero apoyo por parte de Fitch que, sin embargo, incide en el toque de atención dado la semana pasada por Standard & Poor’s sobre su dependencia de Siemens Energy.

La empresa española de energías renovables informaba ayer por la tarde a la Comisión Nacional del Mercado de Valores de que Fitch Ratings ha confirmado su calificación crediticia “BBB-” de deuda a largo plazo, acción que la agencia ha acompañado con un cambio de perspectiva de Siemens Gamesa de negativa a estable.

Publicidad

Al igual que ya hiciera S&P, Fitch ha decidido mejorar la perspectiva de la cotizada del IBEX 35 en consonancia con la buena evaluación hecha de su compañía matriz, Siemens Energy.

Y al igual que también hizo S&P, Fitch ha hecho esta mejora del perfil crediticio general de Siemens Gamesa a pesar de rebajar de ‘bbb-‘ a ‘bb+’ su perfil de crédito independiente, aquel que mide la solvencia de un emisor en ausencia de una intervención extraordinaria de su matriz.

Se prevé que los problemas persistan

De acuerdo al informe emitido por Fitch, la revisión a la baja del perfil de crédito independiente de Siemens Gamesa responde a varios motivos.

Por el lado positivo, la agencia alaba el sólido perfil de negocio de la compañía, de la que considera que cuenta con fuertes cuotas de mercado, especialmente en un mercado eólico marino (offshore) de rápido crecimiento, así como una buena diversificación geográfica y de economías de escala.

Publicidad
Publicidad

Por el lado negativo, mientras tanto, Fitch apunta que los problemas subyacentes de Siemens Gamesa - que han afectado a sus cuentas durante todo el año pasado -, relacionados con la puesta en marcha de su nueva plataforma 5.X en tierra y el aumento de la presión de los costes, siguen pesando sobre su perfil de crédito.

La nueva nota 'bb+' asignada al perfil de crédito independiente de Siemens Gamesa supone que la compañía estaría considerada como una apuesta especulativa sin el apoyo de Siemens Energy, puesto que la calificación, de acuerdo a los parámetros de Fitch, "indica una elevada vulnerabilidad al riesgo de impago, especialmente en caso de cambios adversos en las condiciones empresariales o económicas a lo largo del tiempo".

El perfil general con nota 'BBB-' de la empresa con sede en Zamudio, en cambio, implica que la capacidad de pago de los compromisos financieros de una compañía se considera adecuada.

El futuro de Siemens Gamesa pasa por el offshore

El informe publicado por Fitch reconoce que Siemens Gamesa sigue siendo una de las pocas empresas del sector eólico que pueden competir a escala mundial, junto con Vestas, GE y Goldwind, y que es capaz de resistir las presiones de los costes de la competencia gracias a su tamaño.

Esta magnitud, unida a su organización centralizada y al apoyo de su matriz, "proporciona a Siemens Gamesa ventajas en el abastecimiento y la producción, así como en el poder de negociación sobre proveedores y clientes".

Publicidad

La agencia de calificación crediticia también considera que la compañía española puede beneficiarse del actual cambio de tendencia por parte de los inversores hacia energías y soluciones más sostenibles, un tirón que la empresa no ha conseguido rentabilizar del todo a causa de sus problemas internos.

El análisis de Fitch, no obstante, reitera que "Incluso excluyendo los gastos adicionales relacionados con la cadena de suministro, el negocio onshore está lejos de alcanzar el punto de equilibrio".

Un punto de fricción para la compañía que se ha repetido sucesivas veces, y que ha intensificado las llamadas a que Siemens Gamesa busque en el offshore la solución a muchos de sus problemas.

En este sentido, de hecho, Fitch señala que la cotizada del IBEX 35 cuenta con importantes ventajas para captar un crecimiento estimado para el offshore de entre 3 y 4 veces más rápido que el onshore, al ser "líder indiscutible tras haber acumulado su experiencia durante los últimos cinco a siete años".

Publicidad

Los buenos augurios para el futuro de Siemens Gamesa, por tanto, vuelven a pasar por un mercado eólico marino que en España está a la espera de la aprobación del Plan de Ordenamiento Marítimo.

Y el perfil de deuda de la compañía, mientras tanto, sigue estando supeditado a una empresa matriz alemana que hasta ahora no ha afinado el tiro en su gestión de la empresa española.

En portada

Noticias de