Los fondos de pensiones giran hacia los activos alternativos

La renta fija de crecimiento, el capital riesgo y el sector inmobiliario son las inversiones alternativas preferidas por los fondos de pensiones

Los fondos de pensiones europeos han dado un giro a su política de inversión y cada vez se decantan más por los activos alternativos frente a la renta variable con el objetivo de aumentar la diversificación de sus carteras, protegerse de la volatilidad de los mercados y obtener retornos derivados de las mayores expectativas de inflación.

Entre sus inversiones alternativas preferidas destacan la renta fija de crecimiento, el capital riesgo y los activos inmobiliarios, según recoge el estudio ‘European Asset Allocation 2021’, elaborado por Mercer sobre tendencias de asignación de activos en fondos de pensiones europeos.

Publicidad

Los fondos españoles invierten un 17 por ciento en alternativos

Este cambio de tendencia hacia activos alternativos también se ha dejado notar en España, pero en menor media que en otros países de nuestro entorno.

Los fondos españoles de pensiones continúan con su tradicional configuración de carteras, que integran de media un 32 por ciento de renta variable, un 44 por ciento de inversión en bonos y un 17 por ciento en alternativos, con una pequeña proporción en inmobiliario y en cash.

Dentro de la asignación de renta variable predomina la inversión en mercados desarrollados, con un 83 por ciento; en mercados emergentes, con un 13 por ciento; en small caps, con apenas un 1 por ciento, y en renta de baja volatilidad, con un 2 por ciento.

Publicidad

Por lo respecta a la inversión en bonos, casi dos tercios se centra en deuda soberana y el 38 por ciento restante lo hace en deuda privada.

Publicidad

La asignación en alternativos se focaliza en renta fija de crecimiento, con un 61 por ciento, e incorpora private equity en un 11 por ciento, real assets en un 16 por ciento y hedge funds en un 12 por ciento.

Rentabilidades "muy positivas"

El comportamiento de los fondos de pensiones en España en el último año ha sido, en general, “bueno”, a juicio de los expertos. "La rentabilidad media en 2020 acabó siendo positiva, a pesar de los momentos de fuerte volatilidad", asegura Cristina San Juan, directora y socia de Mercer Investments.

En 2021, los resultados también son "muy positivos", señala la experta. Sin embargo, reconoce que existe una dispersión muy significativa en rentabilidad entre fondos con niveles de riesgo muy similares debido a las diferencias en sus estrategias de inversión.

"Aquellos fondos con estrategias más diversificadas globalmente se muestran más robustos en el medio plazo y ante momentos de volatilidad”, argumenta Cristina San Juan.

La inversión sostenible despunta en los fondos de pensiones

Otro de los cambios que se está produciendo en la política de inversión de los fondos de pensiones europeos este año es la creciente sostenibilidad de sus porfolios, con un incremento del 26 por ciento respecto al 6 por ciento del año pasado.

Uno de cada cuatro fondos de pensiones introduce aspectos ESG en toda la cadena de inversión. En el caso de España, el 92 por ciento de los fondos ya integra los riesgos ambientales, sociales y gubernamentales en sus valoraciones. No obstante, la prioridad continúa siendo los factores ambientales.

Publicidad

“A pesar de que hemos atravesado un momento complicado durante el último año debido a la crisis sanitaria, los fondos de inversión europeos han experimentado un fuerte incremento de activos con componente sostenible” explica Cristina San Juan.

Reconoce que, aunque los factores ambientales siguen siendo un elemento clave en la construcción de carteas, "resulta estimulante ver cómo, paulatinamente, los inversores entienden la conexión entre los distintos elementos que integran la inversión ESG y ponen el foco en factores de impacto social como los derechos humanos, la paridad salarial, la igualdad y la diversidad como parte de su estrategia de responsabilidad corporativa”.

En portada
Publicidad
Noticias de