El déficit público baja en noviembre al 3,33 % del PIB

El déficit consolidado de las administraciones públicas, excluidas las corporaciones locales, se redujo en noviembre hasta situarse en el 3,33[…]

El déficit consolidado de las administraciones públicas, excluidas las corporaciones locales, se redujo en noviembre hasta situarse en el 3,33 % del PIB en los once primeros meses del año, un dato que continúa por debajo del 4,6 % pactado con Bruselas para el conjunto del ejercicio.

El dato de déficit público está así "en línea con el cumplimiento del objetivo de estabilidad presupuestaria previsto para 2016", a solo un mes para cerrar el año, según destaca el Ministerio de Hacienda en un comunicado distribuido hoy con motivo de la actualización de la información de ejecución presupuestaria.

De acuerdo con esta actualización, el déficit de las administraciones públicas, descontadas las entidades locales y las ayudas a las instituciones financieras, bajó un 8,7 % en los once primeros meses del año, hasta los 37.243 millones (un 3,33 % del PIB).

Sumando a este dato los 2.336 millones de saldo negativo por ayudas a la banca, el déficit asciende a 39.579 millones, lo que equivale al 3,54 % del PIB.

Hacienda explica en su informe que esta evolución del déficit público "se debe, principalmente", a los avances registrados por las administraciones regionales como consecuencia de la liquidación definitiva del ejercicio 2014, ingresada este año, y que les fue más favorable que la de 2013.

Así, el déficit de las comunidades autónomas se redujo un 63 % en los once primeros meses, hasta los 5.418 millones, una cifra que supone un 0,49 % del PIB.

Hacienda explica que los recursos no financieros de las comunidades autónomas crecieron un 5,9 % en este periodo, mientras que los gastos bajaron un 0,9 %, en parte gracias a los menores intereses.

En cambio, el déficit de la administración central ascendió a 24.520 millones, un 5,4 % más que en los once primeros meses de 2015, y el 2,2 % del PIB. Una vez incluidas las ayudas a instituciones financieras, el déficit alcanza los 26.856 millones, un 13,1 % más y el 2,4 % del PIB.

Publicidad
Publicidad

La mayor parte corresponde al Estado, que suma un déficit de 26.390 millones (2,36 % del PIB), un 3,6 % más, debido a que la caída de los ingresos ha sido mayor a la de los gastos.

Los 466 millones restantes (0,04 % del PIB) corresponden a los organismos de la administración central que, como recuerda Hacienda, son los encargados de ejecutar las principales operaciones relativas a la recuperación y transformación del sector bancario.

Estos organismos han pasado de un superávit de 1.733 millones en los once primeros meses e 2015 a un déficit de 466 millones por operaciones que afectan a la Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb) y a BFA.

Publicidad

En cuanto a los fondos de la Seguridad Social, su déficit se disparó un 151,5 %, hasta los 7.305 millones, un 0,65 % del PIB.

Este repunte obedece, entre otros factores, al incremento del gasto en prestaciones sociales, tanto contributivas como no contributivas, que aumenta un 3,4 % en línea con meses precedentes.

También afecta el mayor déficit del Sistema de la Seguridad Social, cuyos gastos han aumentado en mayor medida de los ingresos a pesar del mejor comportamiento de las cotizaciones sociales gracias al aumento de los afiliados.

Mientras, el Servicio Público de Empleo Estatal (Sepe) ha reducido su superávit prácticamente a la mitad por las menores trasferencias recibidas del Estado como "consecuencia de la mejora del mercado laboral".

Publicidad
En portada

Noticias de