Cortes rechazan exigir al Gobierno la fórmula laboral de contrato único de Cs

Las Cortes han rechazado hoy, con la mayoría de los votos del hemiciclo, una propuesta de Ciudadanos (C's) que pedía a la Cámara autonómica instar al Gobierno de España a establecer una fórmula de contratación única que ponga fin a la "precariedad laboral" generada por los contratos temporales.

Así ha defendido en su turno inicial esta proposición no de ley el portavoz del Grupo C's, Luis Fuentes, quien ha presentado en la sesión plenaria de hoy una iniciativa que su formación también está defendiendo a nivel nacional, donde realmente compete esta medida, algo que precisamente han reprochado el resto de formaciones.

Según ha expuesto el portavoz de la formación naranja, en los últimos años el "bipartidismo" ha "condenado" a España a "asumir como algo normal" tener una tasa de desempleo del 18 por ciento de media, "de las más altas de Europa", en parte fomentadas por "las reformas laborales de Zapatero y de Rajoy".

Ante este panorama de "inmensa precariedad", donde el 90 por ciento de los nuevos empleos son temporales, Fuentes ha propugnado un modelo "moderno, flexible y estable" que combata las "injusticias" que el mercado laboral genera y que debe pasar por implementar esta fórmula de contrato único y la creación de una "mochila de derechos" donde los trabajadores "acumulen cotizaciones" aunque vayan cambiando de puestos de trabajo.

Asimismo, Fuentes ha subrayado la necesidad de solicitar al Gobierno de la Nación el desarrollo de las medidas oportunas para proteger a las colectividades más vulnerables como los jóvenes o las mujeres mayores de 44 años que buscan su primer empleo.

Por todo ello, los únicos tres puntos que han visto la luz de esta propuesta han sido las solicitudes y reclamaciones al Gobierno Central para que centre sus esfuerzos en generar puestos de trabajo estables, indefinidos y con especial hincapié en jóvenes y personas que no han logrado su primer empleo.

Otro punto que ha contado con el voto a favor tanto de los proponentes como del Grupo Popular ha sido la creación de un 'sistema de bonus' que, atendiendo a las características de cada sector, genere "incentivos y bonificaciones" para las empresas que menos despidan.

Sin embargo, a pesar de que la mayoría de formaciones han estado de acuerdo de forma mayoritaria con la exposición de motivos de esta iniciativa, todos ellos han afeado a Ciudadanos traer este debate a una Cámara que no tiene competencias para ello.

En este sentido, el procurador de PP José Manuel Fernández Santiago ha comenzado su argumento con una recomendación: "no siempre lo nuevo es mejor", mientras que seguidamente ha recordado los avances desde 2013 en la Comunidad para transformar los contratos temporales en indefinidos, concretamente más de 123.000 en estos últimos cuatro años.

Del mismo modo, el popular ha criticado a Ciudadanos el estar "cambiando constantemente" de posición, también en materia laboral, por "defender ahora una cosa distinta" a la planteada en el acuerdo de investidura sustanciado entre Mariano Rajoy y Albert Rivera, donde se pactó estudiar la reducción de modelos de contratación laboral a tres y no el modelo único hoy planteado.

En cuanto al resto de formaciones, el procurador socialista Óscar Álvarez ha tachado de "demagógica, simplista y oportunista" esta medida defendida en el parlamento autonómico, al mismo tiempo que ha defendido, al igual que el procurador del PP, la imposibilidad de eliminar la temporalidad de algunos contratos, especialmente en el sector servicios, donde el problema es el "encadenamiento" de este tipo de contrato y no su existencia.

En cuanto al resto de grupos, la procuradora de Podemos Adela Pascual ha argumentado que la instauración de un modelo de contratación único sería "generalizar los contratos basura" en España y en la Comunidad, mientras que, en opinión de su formación, donde realmente hay que poner el foco es en el logro de una "mayor protección de los derechos de los trabajadores".

Finalmente, el representante de la UPL, Luis Mariano Santos, ha catalogado esta medida defendida por C's de un "simbolismo innecesario", a la vez que ha identificado que el problema del mercado laboral está en la "proliferación" de estos contratos temporales, que llegan a suponer casi un "fraude de ley".

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.