El BCE toma el pulso a la guerra de Putin

Los inversores ponen el foco esta semana en la reunión del Banco Central Europeo para conocer si la invasión a Ucrania modificará su política monetaria

La principal cita para los inversores en la semana del 7 al 11 de marzo será el jueves cuando se reúna el Banco Central Europeo y la comunidad financiera espera un pronunciamiento claro sobre la guerra en Ucrania

El organismo dejará sin cambios los tipos de interés, en el 0,5 por ciento, y la facilidad de depósito, en el –0,5 por ciento. 

Publicidad

Los inversores comprobarán en el comunicado del organismo y las palabras de su presidenta, Christine Lagarde, en rueda de prensa si el actual conflicto modificará los planes de retirada de estímulos e incrementos de tipos de interés del BCE.

La guerra presiona más aún a la inflación 

Las actas de la última reunión quedaron desfasadas por la eclosión del conflicto, pero en ellas ya se mostraba que varios de los miembros del Consejo pedían prudencia respecto a los tipos dado los altos niveles de inflación. 

Los precios de la zona del euro cerraron febrero con una subida del 5,8 por ciento interanual, por encima de las previsiones del 5,2-5,3 por ciento del consenso. 

Publicidad

El dato recogía de forma muy leve la invasión de Rusia y aún no reflejaba con firmeza el incremento de costes que se iniciaba en materias primas como el petróleo, el gas, los cereales... 

Publicidad

El jueves también se conocerá el IPC de los Estados Unidos de febrero y se estima que se eleve en 4 puntos básicos a nivel interanual, hasta el 7,9 por ciento, frente al 7,5 por ciento anterior.

El mercado estima cambios en la Fed 

La comunidad financiera comienza a descontar que la Reserva Federal de los Estados Unidos podría también cambiar sus planes respecto a la subida de los tipos de interés. 

El calendario se mantendría sin cambios, pero en vez de elevarlos hasta un rango mínimo del 0,5 por ciento, ascenderían hasta el 0,25-0,5 por ciento

Sin resultados empresariales de relevancia, la semana arrancará con los pedidos de fábrica en Alemania el lunes y la producción industrial del mismo país el martes, día en el que también se conocerá la española y la italiana. 

El mismo día se conocerá el PIB de la zona del euro y Japón lo ofrecerá el jueves. La semana concluirá con los datos definitivos de inflación de febrero en España y Alemania. 

Publicidad
En portada
Publicidad
Noticias de