El 90 % de los empleados de Alitalia apoya la segunda huelga en dos meses

El 90 % de los trabajadores de la aerolínea italiana Alitalia secundó hoy la segunda huelga convocada por los sindicatos en mes y medio contra el plan industrial de la empresa, que prevé 2.000 despidos.

Las cifras de adhesión a la huelga fueron comunicadas por el sindicato Filt Cgil, que explicó que un 80 % del personal de tierra apoyó los paros mientras que el porcentaje ascendió al 100 % en el caso del personal de navegación.

Debido a las protestas, Alitalia ha tenido que suspender el 60 % de los vuelos programados para hoy, pero no solo, pues también sufrieron cancelaciones algunos itinerarios previstos para el martes y para las primeras horas de mañana.

Aún así, la compañía asegura que el 92 % de sus pasajeros han sido reubicados en aviones de mayor capacidad y se han minimizado de esta manera las molestias que pudieran sufrir sus clientes.

La huelga es de 24 horas pero se han establecido varias fases de garantía en las que los vuelos operan de forma regular: desde las 7.00 hora local (5.00 GMT) hasta las 10.00 hora local (8.00 GMT) y de las 18.00 (16.00 GMT) hasta las 21.00 (19.00 GMT).

Los convocantes de la protesta han sido los sindicatos Filt-Cgil, Fit-Cisl, Uiltrasporti, Ugl-Ta, USB y CUB Trasporti y su objetivo ha sido mostrar su rechazo al plan industrial de Alitalia para 2017-2021.

"El Gobierno ha afirmado explícitamente que el recorte de los gastos que Alitalia necesita para equilibrar sus cuentas no puede realizarse principalmente en la partida de personal sino que tiene que referirse al plan de gestión de la dirección", aseguró hoy el ministro de Trabajo de Italia, Giuliano Poletti.

Precisamente el recorte de plantilla incluido en el plan industrial de Alitalia es uno de los principales motivos de controversia entre la dirección y los sindicatos.

El plan prevé cesar a 2.000 trabajadores temporales e indefinidos, de un total de 12.500 empleados, y también especifica unos recortes de 1.000 millones de euros hasta 2019, año en el que la empresa estima que volverá a obtener beneficios.

Sin embargo, los representantes de los trabajadores alegan que este programa no es realista para impulsar la competitividad a largo plazo de una aerolínea que no tiene beneficios desde 2002.

El sindicato Uiltrasporti clamó hoy en un comunicado contra estas medidas e hizo un llamamiento a los accionistas de Alitalia y al Gobierno para que "realicen su parte" y modifiquen este documento a uno que no sea "de mera supervivencia, con inversiones y programas creíbles".

Ya mañana la dirección de la compañía -participada desde 2014 por la emiratí Etihad- y sus trabajadores retomarán las negociaciones en una reunión técnica que tendrá lugar en el Ministerio de Desarrollo Económico, confirmaron a Efe fuentes del ministerio.

Las conversaciones proseguirán en los próximos días pues la empresa ha dado de plazo hasta el 13 de abril para llegar a un acuerdo con sindicatos y accionistas, y poder así aprobar y poner en marcha el plan industrial.

El Gobierno italiano media en estas negociaciones y su objetivo es vigilar la correcta aplicación del programa, tal y como recordó hoy el ministro de Trabajo Poletti.

Aún así, no han faltado las voces críticas procedentes del gubernamental Partido Demócrata (PD) que este miércoles han mostrado su apoyo a los trabajadores de Alitalia.

Ha sido el caso del miembro del PD Stefano Pedica, quien ha condenado que la crisis de Alitalia tenga que recaer "siempre en los trabajadores", o del diputado del PD Marco Miccoli, quien ha confiado en que "el Gobierno y la aerolínea sepan presentar soluciones que eviten esta masacre ocupacional".

Alitalia vive desde hace tiempo problemas financieros y en 2009 llegó a estar al borde de la bancarrota, aunque fue salvada por un grupo de inversores privados italianos y Air France-KLM.

En diciembre de 2013 anunció un aumento de capital de 300 millones de euros y en julio de 2014 llegó a un acuerdo de compra con Etihad, por el que la aerolínea emiratí inyectaba en Alitalia cerca de 560 millones de euros (762.4 millones dólares) y se hacía con el 49 % de la italiana.EFECOM

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.