Economía.- El G-5 apoya la propuesta de Bruselas de gravar con un 3% los ingresos de los gigantes digitales

El G-5, el grupo que reúne a las cinco principales economías de la Unión Europea, incluyendo a España, ha dado la bienvenida a la propuesta de Bruselas de crear un impuesto del 3% sobre la facturación de las multinacionales digitales, subrayando la necesidad de avanzar en esta cuestión "en el ámbito de la UE" a falta de un consenso más amplio entre los países del G-20 y la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

MADRID, 21 (EUROPA PRESS)

El G-5, el grupo que reúne a las cinco principales economías de la Unión Europea, incluyendo a España, ha dado la bienvenida a la propuesta de Bruselas de crear un impuesto del 3% sobre la facturación de las multinacionales digitales, subrayando la necesidad de avanzar en esta cuestión "en el ámbito de la UE" a falta de un consenso más amplio entre los países del G-20 y la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

"Gravar de forma apropiada a las empresas de la economía digital es un importante desafío global", señalaron los países del G-5 en un comunicado conjunto, donde expresan su confianza en que una posición coordinada a nivel europeo contribuya a garantizar la integridad del Mercado Único Digital

En este sentido, los cinco países han señalado que, en ausencia de un consenso global al respecto en el G20 y la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) es necesario "avanzar en el ámbito de la UE", mostrando su respaldo a los trabajos en curso en la UE con la expectativa de que sirvan para impulsar las conversaciones a nivel del G-20/OCDE.

"Nuestro siguiente paso será analizar en profundidad los detalles de las propuestas", han señalado los miembros del G-5, señalando su voluntad de alcanzar un acuerdo al respecto tan pronto como sea posible.

La Comisión Europea ha propuesto este miércoles crear un impuesto del 3% sobre la facturación de las multinacionales digitales con el que los países del bloque comunitario podrían recaudar unos 5.000 millones de euros al año y que se aplicaría de manera temporal hasta que se aprobase una reforma más amplia del impuesto de sociedades.

En concreto, Bruselas apuesta por aplicar este gravamen sobre la facturación de aquellas empresas que cuentan con unos ingresos globales que superan los 750 millones en todo el mundo y los 50 millones en el bloque comunitario.

Sin embargo, este impuesto se aplicaría de forma temporal hasta que se adopten las normas generales sobre el impuesto de sociedades y ayudará a evitar que los países de la UE aprueben medidas "unilaterales" que puedan crear un "mosaico" de respuestas nacionales.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.