La banca deja escapar un botín de un billón de euros

Los bancos españoles dejan escapar un billón de euros en ahorro con sus nuevas políticas comerciales

Las familias se enfrentaron a la crisis provocada por la pandemia con la lección bien aprendida de la anterior crisis. Así, la incertidumbre que generó el coronavirus junto al cierre de la economía provocó el aumento del ahorro.

Cuentas y depósitos fueron los activos preferidos por familias.

Publicidad

Según datos del Banco de España, en 2020, el grueso de los activos financieros de los hogares se encontraba en efectivo y depósitos (el 42% del total).

Seguido de participaciones en el capital (23%), seguros y fondos de pensiones (17%) y participaciones en fondos de inversión (15%). 

Es más, efectivo y depósitos fue el activo que más incrementó su peso durante el pasado ejercicio (en 3,8 puntos) con respecto a un año antes.

Y esta tendencia, continuó con el arranque del año, a pesar de las noticias positivas que trajeron las vacunas en la recta final de 2020.

Publicidad

Así, según publica el organismo que dirige Pablo Hernández de Cos, los hogares españoles tenían en estos productos 919.100 millones de euros en febrero, un 0,17% más que en el mes anterior.

Se trata de la cifra más alta desde que lo publica el Banco de España y, por lo tanto, marca un nuevo record.

Publicidad

¿Cómo ahorran los españoles?

Esto se debe a que el ahorro en España es contracíclico, como recuerda el experto de Value School, Luis Alberto Iglesias.

“Los españoles ahorran en las épocas de vacas flacas y consumen más, reduciendo su ahorro hasta mínimos, en épocas de vacas gordas”. 

En lugar de aprovechar las épocas de bonanza y auge de la economía para aumentar el ahorro, se opta por apretar el cinturón cuando la recesión -y a veces hasta la depresión- reduce los ingresos, recorta salarios o deja sin empleo y aboca a vivir de subsidios o ayudas estatales. 

Publicidad

“Y no es lo más sensato. Los ahorradores deberían, al contrario, crear un robusto colchón de ahorro para imprevistos cuando mejor van las cosas, que les permitiría mantener su nivel de vida y gasto cuando las circunstancias empeoren”, añade Iglesias.

La banca desaprovecha oportunidades

A pesar de este excedente de ahorro, la banca no está inmersa en una puja por captar estos ahorros, si no que la guerra bancaria se trasladó fundamentalmente al ámbito hipotecario. 

Al mismo tiempo, y ante la escasa rentabilidad de algunos clientes, la banca también busca expulsar a los menos rentables vía aumento de las comisiones.

Prueba de ello son las últimas acciones comerciales de entidades como ING, BBVA y el Santander.

Publicidad

En estos tres casos, comenzaron a aplicar comisiones de entre diez y 20 euros al mes a quienes no tengan más vinculación con la entidad.

En cuanto a la rentabilidad que ofrecen, según datos del Banco de España, la remuneración media de un depósito en España se situó en el 0,04% a finales de 2020.

Son niveles muy cercanos al precio oficial del dinero, que lleva anclado en el 0% desde 2016.

Las mejores estrategias de la banca española 

Los ahorradores que quisieran lograr algo de rentabilidad vía depósitos y cuentas remuneradas están huérfanos de ofertas dentro de los principales bancos españoles.

Ya no remuneran el pasivo, ni con depósitos ni cuentas remuneradas.

Publicidad

En cambio, como destaca Sergi Abellán, experto de HelpMyCash, los bancos "sí buscan captar los ahorros de las familias y sacarles partido con la comercialización de productos de inversión como fondos, planes de pensiones, seguros, etc".

Estos productos, a diferencia de los depósitos y de las cuentas de ahorro, sí son rentables para la banca, ya que ganan dinero con las comisiones. Para incentivar su contratación, algunos bancos ofrecen a sus clientes la posibilidad de eliminar las comisiones de las cuentas si, por ejemplo, contratan un fondo de inversión o un plan de pensiones.  

No obstante, hay excepciones en el plano de depósitos, fundamentalmente provenientes de la banca digital. Una de ella es la cuenta bienvenida de Openbank, que ofrece un 1% TIN durante seis meses.

Otra excepción, dentro de la banca nacional, es la cuenta nómina de Bankinter, con un 5% el primer año y un 2% el segundo, pero limitada a los primeros 5.000 euros.

También hay ofertas remuneradas por parte de los neobancos que buscan captar pasivo y clientes en España.

Es el caso de Orange Bank y de Renault Bank, que ofrece una remuneración del 1% a los clientes por sus ahorros, aunque está también limitado en cantidad. 

La banca internacional paga más

La banca internacional ofrece una remuneración superior, pero lejos de los extratipos de hace años.

A través de Raisin se pueden contratar depósitos que superan el medio punto a un plazo de 12 meses.

Así, uno de los depósitos más rentables a un año es el producto a plazo fijo de Haitoing, que ofrece una rentabilidad del 0,72% a 12 meses. 

En portada

Noticias de