Florentino Pérez lanza una opa amistosa en Australia

Cimic, la filial en Australia de ACS, lanza una opa amistosa de 242M€ a través de una participada sobre la constructora local MACA. El país es clave para Florentino Pérez

Cimic, la filial australiana de ACS, lanzó una opa amistosa a través de su participada Thiess para adquirir la totalidad de las acciones de la constructora australiana MACA por 242 millones de euros.

Con esta operación, Florentino Pérez mete una marcha más a la expansión del grupo en Australia.

Publicidad

La oferta de Thiess, que es una de las mayores mineras del mundo, ascendió a 0,71 dólares australianos (0,7 euros) por cada acción de MACA.

La propia compañía opada recomendó a sus accionistas aceptar la oferta de Thiess tras asegurar que la oferta es "convincente" y tiene un precio "atractivo".

"La junta de MACA cree que Thiess es el socio adecuado para el negocio, con valores similares y un deseo de mejorar los servicios a nuestros clientes", dijo el cofundador de MACA, Geoff Baker.

ACS consolida su posición en Australia

El mercado australiano es uno de los más importantes para ACS. El grupo de Florentino Pérez logró consolidar su posición en el país tras la opa de su participada Hochtief sobre Cimic.

De hecho, ACS tuvo que pagar un sobreprecio del 18 por ciento para encauzar la operación.

Publicidad
Publicidad

El interés por crecer en este mercado es elevado, lo que justifica la prima del 42,2 por ciento ofrecida por Thiess sobre el precio medio ponderado a un mes de las acciones de MACA.

El presidente ejecutivo de Thiess, Michael Wright, dijo que la adquisición era parte de la estrategia de Thiess para diversificar sus operaciones.

Añadió que planeaba expandir las operaciones de MACA. Tras conocerse la oferta, las acciones de la compañia opada se dispararon un 23 por ciento en el mercado australiano.

Un lobby de presión

El interés por MACA tiene un punto estratégico para ACS, dado que la compañía, dado que la constructora es miembro del grupo de presión conocido como Australian Owned Contractors.

Este lobby ha estado ejerciendo presión para que se incluya la participación de más empresas locales en los grandes proyectos de infraestructuras australianas.

Publicidad

El cierre final de la operación requerirá la aprobación de la Junta de Revisión de Inversiones Extranjeras y de las autoridades australianas de la competencia, además de una aceptación mínima del 90 por ciento.

Para esta operación, Thiess contó con el asesoramiento financiero de Macquarie Capital Australia y Lisle Group, mientras que la firma Squire Patton Boggs prestó los servicios legales.

● Siga las noticias de finanzas.com desde su red social o app favorita: Twitter | Flipboard | Linkedin | Facebook | Telegram

Publicidad
En portada
Publicidad
Noticias de