La sostenibilidad gana relevancia en los planes de pensiones

Los planes de pensiones del sistema individual están progresivamente adhiriéndose a esta tendencia imparable

Aunque los planes de pensiones de empleo han sido uno de los primeros productos de inversión en adoptar los criterios ESG de inversión sostenible, los planes de pensiones del sistema individual están progresivamente adhiriéndose a esta tendencia imparable. 

Desde grandes gestoras, como Santander Pensiones, BBVA Pensiones, VidaCaixa, Ibercaja Pensión o Bankinter Seguros de Vida, hasta gestoras de grupos aseguradores, como Caser, Deutsche Zurich Pensiones o CNP Partnes, pasando por mutuas de Ingenieros como Caja Ingenieros o Mutualitat dels Enginyers Mutualitat de Previsio Social, todas ellas tienen al menos un plan de pensiones del sistema individual enfocado en sostenibilidad. 

Publicidad

Veamos tres de estos planes que, obteniendo la máxima calificación VDOS de cinco y cuatro estrellas, se posicionan entre los más rentable durante el año. 

Los planes más rentables del año

SANTANDER ASG RENTA VARIABLE EUROPA gana un 15,16 por ciento por rentabilidad en el año y un 36,56 por ciento a un año, con un dato de volatilidad de 21,10 por ciento.

La exposición mínima de su cartera a renta variable de emisores europeos, y minoritariamente de otros países de la OCDE, es de un 75 por ciento.

El resto se asigna a Deuda pública a Corto Plazo. Para su gestión sigue y/o aplica criterios financieros y de inversión sostenible y responsable (Ambientales, Sociales y de Gobierno Corporativo) según el mandato ASG fijado para su gestión, con el objetivo de realizar una inversión sostenible entendida como aquella que busca satisfacer las necesidades del presente sin comprometer la habilidad de futuras generaciones de comprometer las suyas propias.

Publicidad

La gestión toma como referencia el índice DJ Eurostoxx 50. Sus mayores posiciones en cartera corresponden a ASML Holding NV (7,23%) LVMH Moet Hennessy Louis Vuitton SE (4,83%) Linde PLC (4,66%) Sanofi SA (4,37%) y Total SE (4,04%). Cuenta con un patrimonio bajo gestión de 309 millones de euros.

Para su suscripción y posterior mantenimiento como partícipe, se requiere una aportación mínima, inicial y periódica, de 30 euros. Participes a los que grava con una comisión fija de 1,50 por ciento y de depósito de 1,20 por ciento. 

Publicidad

Un 9,55 por ciento avanza por rentabilidad desde el pasado 1 de enero IBERCAJA DE PENSIONES EUROPA SOSTENIBLE. A un año se revaloriza un 27,25 por ciento, con un dato de volatilidad bastante controlado de 17,90 por ciento, que lo posiciona en el segundo mejor grupo de su categoría por tal concepto, en el quintil cuatro. Invierte al menos un 75 por ciento de su cartera en renta variable, mayoritariamente de emisores europeos.

Para su gestión, además del análisis financiero tradicional, aplica estrategias de inversión socialmente responsable en la selección de sus inversiones, siguiendo los criterios ambientales, sociales y de gobierno corporativo de las compañías en que invierte. Excluye además las empresas relacionadas con la fabricación de armas controvertidas o señaladas por causar daños graves al medioambiente o vulnerar los derechos humanos. 

Por sector, Tecnología (16,91%) Seguros (12,5/%) Telecomunicaciones (9,79%) Químicas/Papel/Textil (8,90%) y Electricidad y distribución de gas (8,38%), con Farmacia y Biotecnología (8,26%) a continuación, representan los mayores pesos en su cartera.

Publicidad

La aportación mínima requerida para suscribir este plan es de 18 euros, aplicando una comisión fija de 1,50 por ciento y de depósito de 0,20 por ciento. Suma un patrimonio de 41 millones de euros. 

De Caja Ingenieros Vida, el plan C.I. CLIMATE SUSTAINABILITY ISR gana un 5,90 por ciento por rentabilidad en el año y un 16,23 por ciento en el último periodo anual, con una volatilidad de 7,05 por ciento en este último periodo. Gestiona un patrimonio de 54 millones de euros.

El plan ofrece a sus participes dejar una huella sostenible en el camino hacia su jubilación, poniéndose en manos de una inversión responsable y sostenible e invirtiendo en empresas comprometidas con el respeto al medio ambiente.

A través de un modelo de inversión orientado a obtener rentabilidad sostenible desde una perspectiva 3D, seleccionan compañías líderes en la innovación y lucha contra el cambio climático e incorporan medidas de la gestión de los aspectos sociales y de buen gobierno de las compañías, integrándolos en el proceso de selección de inversiones, lo que les permite construir una cartera de compañías con sólidos balances, alta generación de caja y elevadas rentabilidades sobre recursos empleados, con un elevado potencial de revalorización a largo plazo.

Publicidad

Cuenta con la certificación de AENOR en España, que reconoce el enfoque social y medioambiental de su inversión. Sus mayores posiciones en cartera incluyen nombres como Paypal Holdings Inc (3,04%) Accel Group NV (2,54%) Alphabet Inc Cl A (2,53%) The Walt Diseney Co (2,17%) y Microsoft Corp (2,15%). Para suscribir este plan es necesaria una aportación mínima de 50 euros, la misma cantidad mínima que es necesario mantener para permanecer como su partícipe.

Partícipes a los que aplica una comisión fija de 1,50 por ciento y de depósito de 0,20 por ciento. 

La pandemia ha sido un revulsivo para despertar la necesidad y la urgencia en proteger el entorno natural y frenar el deterioro ambiental, como factores clave para mejorar nuestra calidad de vida y la de generaciones futuras.

Con el aumento de la regulación para alcanzar los objetivos marcados en el Acuerdo de Paris sobre emisiones de carbono, las compañías que no se adhieran a este movimiento pueden perder atractivo para los inversores en el mercado de capitales, con lo que su rentabilidad se puede ver afectada. Por el contrario, el seguimiento de los criterios ASG hará que las compañías sufran un menor riesgo regulatorio y tengán la capacidad de atraer mayor capital para sus inversiones. 

En portada

Noticias de