Las 5 operaciones por las que apuestan los gestores de fondos

La caída del dólar y la recuperación de los bonos y los mercados emergentes aparecen en las estrategias de los gestores de fondos en el arranque del ejercicio

El reinado del rey dólar (definitivamente) está llegando a su fin, los bonos rebotan y los mercados emergentes vuelven a subir. Estas son solo algunas de las operaciones por las que los gestores de fondos están apostando en 2023. 

La inflación altísima y el golpe global de los aumentos de los tipos de interés en los últimos 12 meses están poniendo el foco en cuánto se tambalean las economías ahora y si eso obligará a los bancos centrales a cambiar de rumbo

Publicidad

Estas son cinco operaciones en las que los inversores están interesados en el arranque del año. 

El final del reinado del dólar 

El índice del dólar, que mide el desempeño del billete verde frente a los principales pares, ganó más del 15 por ciento de enero a noviembre de 2022, ya que la Fed aumentó los tipos de manera rápida. 

La Fed sigue siendo agresiva, pero los mercados están poniendo a prueba su determinación. Joe Little, estratega jefe global de HSBC Asset Management, prevé que el índice del dólar caiga más del 10 por ciento en 2023 "basado en el pico de inflación y un cambio de política de la Fed". 

Publicidad

El yen también podría ser una fuerza impulsora, después de que el Banco de Japón diera una sorpresa tardía al alterar abruptamente el programa de "control de la curva de rendimiento" que ha utilizado para mantener sus tasas de interés cerca de cero. 

"Si tuviera que elegir una moneda frente al dólar, sería el yen", afirmó Chris Jeffrey, director de estrategia de Legal & General Investment Management. 

Comprar China 

Los inversores ven la renta variable china como una historia de recuperación después de unos años tórridos, ayudados por una relajación de las restricciones de Covid-19, un enfoque renovado en el crecimiento económico y apuntalando el maltrecho mercado inmobiliario. 

Con el aumento de las muertes por Covid nuevamente, persiste la incertidumbre, pero sin duda existe el entusiasmo por una reapertura que eventualmente también impulse los mercados de capital asiáticos y la negociación. 

Publicidad

El índice MSCI de China ganó casi un 40 por ciento desde noviembre hasta mediados de diciembre, pero es posible que haya más. BNP Paribas considera que las acciones de viajes, consumo interno y tecnología pueden aumentar aún más y ha mejorado a China a "sobreponderar" en su cartera modelo 2023, que incluye acciones como Tencent y Trip.com. 

El regreso de los mercados emergentes 

Los alcistas de los mercados emergentes están de regreso después de que 2022 generara algunas de las mayores pérdidas registradas. 

Con la advertencia de que las tasas de interés globales se estabilizan, China relaja las restricciones de Covid y se evita la guerra nuclear, UBS considera que las acciones de mercados emergentes y los índices de renta fija podrían ganar entre 8-15 por ciento en 2023 sobre una base de rendimiento total. 

Publicidad

Un Morgan Stanley "alcista" espera una rentabilidad cercana al 17 por ciento de la deuda en moneda local de los mercados emergentes. A Credit Suisse le gusta especialmente la deuda en moneda fuerte y Jeffrey Gundlach de DoubleLine, también conocido como el "rey de los bonos", tiene las acciones de mercados emergentes como su primera opción. 

El desempeño luego de derrotas pasadas subraya esta ola de optimismo. El índice MSCI de acciones emergentes se disparó un 64 por ciento en 1999, después de la crisis financiera asiática, y un 75 por ciento en 2009.

La deuda de divisas fuertes de los mercados emergentes también experimentó un enorme repunte del 30 por ciento tras su caída del 12 por ciento por la crisis financiera mundial. 

Publicidad

Hola señor bono 

Después del peor año para los inversores en bonos, muchos ven un cambio. 

La inflación, la némesis del mercado de bonos porque obliga a subir las tasas y erosiona los rendimientos, parece probable que se modere este año a medida que las recesiones comiencen a afectar. 

Los economistas esperan que la inflación general de los Estados Unidos se desacelere hasta el 3,1 por ciento a fines de 2023. Valentine Ainouz, estratega de renta fija del Instituto Amundi, predice que el rendimiento del Tesoro estadounidense a 10 años terminará en 2023 en un 3,5 por ciento desde alrededor del 3,88 por ciento actual. 

Joost van Leenders, estratega senior de Van Lanschot Kempen, compró bonos del Tesoro en agosto con la expectativa de que "la inflación bajará porque el crecimiento económico baja". Se mantuvo cauteloso sobre los bonos de la zona euro con el BCE ahora retirándose del mercado y subiendo las tasas. 

Renta variable: vende ahora, compra después 

Los inversores en acciones esperan que un año en forma de V para la economía global vea que las acciones terminen cómodamente al alza. 

Los estrategas de JP Morgan predicen "turbulencias en el mercado y declive económico" para empezar, pero luego una mejor segunda mitad cuando la Fed finalmente decida "pivotar". 

Publicidad

Hani Redha, gerente de cartera de PineBridge Investments, anticipa algunas caídas más para las acciones, antes de que caigan en algún momento en la primera mitad de 2023, mientras que Trevor Greetham, de Royal London Asset Management, cree que podría tomar más tiempo. 

"No me sorprendería si el momento de comprar acciones es dentro de un año o un poco más", afirmó. 

En portada

Noticias de