El miedo al euríbor desata la locura por las hipotecas a tipo fijo

Los créditos hipotecarios a tipo fijo marcan récord en el 70 por ciento por el temor a un euríbor al alza

El miedo al euríbor, que cotiza en positivo en tasa diaria, y la existencia en el mercado de ofertas de hipotecas a tipo fijo todavía atractivas ha permitido que estos productos hipotecarios marquen un nuevo récord en febrero, último dato conocido.

Según el Instituto Nacional de Estadística, de las 36.537 hipotecas que se firmaron en el segundo mes del año, el 73,8 por ciento lo hicieron a través de créditos a tipo fijo, mientras que solo el 26,2 por ciento de los préstamos hipotecarios se decantaron por hipotecas referenciadas al euríbor.

Publicidad

Cabe destacar que esta situación se produjo cuando el euríbor de febrero todavía estaba en negativo de manera clara (un -0,33 por ciento), por lo que es posible que los nuevos hipotecados se sigan apostando por créditos a tipo fijo en los próximos meses, a medida que el indicador se acerca a terreno positivo (en abril, la media a falta de un día de cotización se sitúa rozando el cero por ciento: -0,009 por ciento).

Hipotecas a tipo fijo atractivas

La banca lleva esperando como agua de mayo que el euríbor entre en terreno positivo. Ya lo dijo José Antonio Álvarez, consejero delegado de Banco Santander durante la presentación de resultados de la entidad: “Lo anormal es tener tipos negativos”.

Pero mientras esto sucede, ya han comenzado a virar su estrategia ante esta subida del índice: encareciendo las hipotecas a tipo fijo y abaratando las variable.

Publicidad

No obstante, el futuro hipotecado todavía está de suerte y puede encontrar en el mercado ofertas atractivas. Aunque fuentes financieras consultadas por finanzas.com señalan que será “por poco tiempo”.

Publicidad

Entre las mejores ofertas a tipo fijo destaca la Hipoteca a tipo fijo inteligente de Evo Banco, que ofrece un TIN del 1,25 por ciento con la obligación de vincular tres productos.

La oferta hipotecaria de Banco Santander también se encuentra entre las más competitivas del mercado. El TIN se sitúa en el 1,34 por ciento, pero a cambio hay que vincularse con varios productos.

Su filial online Openbank también ofrece un interés muy competitivo a lo que hay que añadir que se rebaja un 0,10 por ciento adicional si el importe de la hipoteca supera los 150.000 euros.

No obstante, Miquel Riera, experto en hipotecas de HelpMyCash, señala que “”si el cliente disfruta de una buena situación económica (tiene muchos ahorros, cobra bien, su trabajo es muy estable…), puede negociar con otros bancos para que le concedan una hipoteca fija más barata que las mencionadas”.

Por su parte, Ferrán Font, director del servicio de estudios de Pisos.com, señala un tercer elemento que favorecen las hipotecas a tipo fijo como es el interés por parte de las entidades bancarias en comercializar estos productos. Aunque también admite que a medida de que se endurezcan estas condiciones se producirá una desaceleración de esta demanda.

Publicidad

Cambio de las condiciones

Este temor a un euríbor en positivo también está provocando un cambio de las condiciones de las hipotecas. Según el INE, de las 15.338 hipotecas con cambios en sus condiciones, el 27,6 por ciento se deben a modificaciones en los tipos de interés.

Después del cambio de condiciones, el porcentaje de hipotecas a interés fijo aumenta del 18,6 por ciento al 45,8 por ciento, mientras que el de hipotecas a interés variable disminuye del 80,8 por ciento al 52 por ciento.

El euríbor es el tipo al que se referencia el mayor porcentaje de hipotecas a tipo variable, tanto antes del cambio como después (46,6%).

Tras la modificación de condiciones, el interés medio de los préstamos en las hipotecas a tipo fijo disminuye 0,8 puntos mientras que el de las hipotecas a tipo variable no experimenta variación.

Publicidad

De hecho, Riera explica que “si el euríbor sigue disparado, es probable que más clientes se decanten por las hipotecas fijas, ya que son productos más seguros (puesto que su cuota no se encarece independientemente de lo que haga el índice)”.

Por su parte, María Matos, directora del servicio de estudios de Fotocasa, explica que "quienes hayan pactado tipos de interés durante el primer trimestre, todavía han podido beneficiarse de unas condiciones muy positivas".

Los hipotecados a tipo variable entre 2011 y 2015 los más interesados

Los hipotecados entre 2011 y 2015 pueden ser los mayores beneficiados de esta apuesta por hipotecas a tipo fijo.

Y es que entre estos años los diferenciales se situaban entre el 1,5 por ciento y el 2 por ciento. En cambio, los tipos ofrecidos antes del 2011 no solían superar el euríbor más 0,5 por ciento, mientras que desde 2016 se sitúan por debajo del 1 por ciento.

De esta manera, estos hipotecados sí que notarán más la subida del euríbor y, sobre todo, que su vuelta a terreno positivo hará que sus créditos hipotecarios sean menos competitivos que uno a tipo fijo o variable actual.

Publicidad

● Añada las noticias de finanzas.com a sus redes sociales: Twitter | Facebook | Linkedin | Flipboard. También en su app de mensajería: Telegram

En portada
Publicidad
Noticias de