Economía y política

Italia adopta medidas más duras que España para frenar la pandemia

España aprueba un toque de queda de 11 de la noche a 6 de la mañana. En Italia, el Gobierno de Conte cerrará cines, teatros, gimnasios y limitará a las 6 de la tarde la apertura de la hostelería.

Policías vigilan el barrio madrileño de Salamanca durante el anterior estado de alarma.
Policías vigilan el barrio madrileño de Salamanca durante el anterior estado de alarma.

Italia, que parecía tener la pandemia más controlada que España, ha aprobado las medidas más duras desde el final del confinamiento en mayo. Ha cerrado todos los locales de entretenimiento y la hostelería solo podrá estar abierta hasta las 6 de la tarde.

En España, el Consejo de Ministros reunido este domingo de manera extraordinaria ha aprobado un nuevo estado de alarma que Sánchez pretende prorrogar hasta el 9 de mayo y un toque de queda nacional excepto en Canarias, donde la tasa de contagio es baja.

De hecho, este fin de semana las Islas Canarias han recibido una avalancha de turistas procedentes, sobre todo de Alemania y el Reino Unido, con la que se pone fin a la sequía para el sector turístico de los últimos meses.

La medida supondrá el establecimiento de un toque de queda en toda España desde las once de la noche hasta las seis de la mañana, cuando todos los ciudadanos deberán permanecer en sus domicilios.

El Gobierno facilitará a las comunidades autónomas la posibilidad de adelantar o atrasar esta franja horaria pero no podrán eliminarla.

Confinamiento perimetral

Además, también permitirá a las comunidades autónomas que tengan potestad para confinar perimetralmente sus regiones o sus municipios. Una medida que ya han empezado a poner en marcha algunos territorios.

Si se aisla una zona, solo se podrá viajar por razones justificadas como motivos laborales o la asistencia a centros de salud. También tendrán respaldo jurídico para limitar las reuniones sociales a un máximo de seis personas.

“No hay confinamiento general en este nuevo estado de alarma, pero cuanto más nos quedemos en casa y menos contactos tengamos más protegidos estaremos y más protegeremos al conjunto de la ciudadanía”, ha aclarado Sánchez en rueda de prensa.

En Italia, el primer ministro Giuseppe Conte aprobó un plan para limitar los horarios de apertura de bares y restaurantes, y cerrar lugares de entretenimiento, incluidos cines y teatros, juegos de azar y gimnasios. 

También se instará a los italianos a no viajar. Las medidas comenzarán el lunes y permanecerán vigentes hasta el 24 de noviembre.

"Debemos manejar la pandemia sin sentirnos abrumados", dijo Conte en una conferencia de prensa en Roma este domingo. "Si respetamos las reglas este mes, mantendremos la curva bajo control y afrontaremos diciembre y la temporada navideña con más serenidad".

Riesgo de colapso en los hospitales

Italia y España habían logrado combatir la primera ola con uno de los confinamientos más estrictos del mundo. La flexibilización de esas medidas antes de la temporada de viajes de verano contribuyó a una nueva ola de casos que corre el riesgo de abrumar los sistemas de salud de los países si no se controlan.

 Más de 70.000 personas han perdido la vida por el virus en los dos países, lo que representa más de un tercio de todas las muertes registradas en Europa, excluida Rusia.

Sánchez señaló la semana pasada que las infecciones en España pueden ser mucho más generalizadas de lo que muestran los datos oficiales. Más de 3 millones de personas en España han contraído el virus, dijo el viernes, una cifra unas tres veces superior a las cifras oficiales.

Por su parte, Conte había descartado repetidamente un nuevo confinamiento nacional en Italia, pero se está quedando sin opciones ya que las medidas menos restrictivas no han logrado frenar la última propagación. 

Las nuevas infecciones aumentaron a un récord de 19.644 el sábado y ahora hay más de 1.100 personas que están siendo tratadas en unidades de cuidados intensivos por el virus. 

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.

Intereses