Las exportaciones de la industria relojera de Suiza caen un 9,9 % en 2016

Las exportaciones de la industria relojera de Suiza cayeron un 9,9 % en 2016 en comparación con el año anterior,[…]

Las exportaciones de la industria relojera de Suiza cayeron un 9,9 % en 2016 en comparación con el año anterior, hasta 19.400 millones de francos suizos (18.113 millones de euros), lo que supone la segunda bajada anual consecutiva, informó hoy la Federación de la industria relojera helvética.

Con este resultado el sector regresa a sus niveles de exportación de 2011 y "ve un fin al crecimiento del 15 % conseguido entre ese año y 2014", indicó la industria en un comunicado.

Todas las regiones se vieron afectadas por esta caída.

Entre los quince mercados más importantes, el de Hong Kong bajó un 25,1 %, seguido del de Arabia Saudí (20,3 %), del de Taiwán (19,6 %) y de Francia (19,6 %), del de Alemania (10,8 %), del de Singapur (10,4 %) y del de Italia (10,3 %).

Por detrás se encuentra España, con una bajada del 9,9 %.

China se recuperó gracias a un segundo semestre positivo (un 9,1 % más), con lo que acabó el año con un descenso del 3,3 % frente a 2015.

En Europa, solo el Reino Unido (un 3,7 % más) se salvo de la tendencia descendente gracias a una libra esterlina más débil.

"El entorno complejo e incierto hace difícil hacer proyecciones. El ejercicio se vio además afectado por factores estructurales", señaló la Federación, que afirma no obstante que las exportaciones deberían estabilizarse en 2017.

Publicidad
Publicidad

En este contexto difícil de 2016 la demanda de bienes de lujo personales bajó, especialmente para los productos más caros.

Los relojeros suizos se han tenido que adaptar a una tendencia en virtud de la cual los consumidores se interesan cada vez más por la "experiencia" asociada al mundo de lujo y menos a las compras tradicionales.

La fortaleza del franco suizo, el descenso del turismo en Europa y las medidas tomadas por el Gobierno chino también contribuyeron a un entorno complicado para la industria.

Publicidad

Por segmentos, las exportaciones de relojes bajaron un 9,8 % en 2016 frente al año precedente, hasta 18.300 millones de francos (17.088 millones de euros).

Se exportaron en total 25,4 millones de relojes durante los últimos doce meses, lo que representa la cifra más baja desde 2009.

Los relojes mecánicos y electrónicos registraron caídas similares, tanto en valor como en volumen, cerca de un 10 %.

Casi tres cuartas partes del descenso se pueden atribuir a relojes con metales preciosos (un 18,5 %).

Publicidad

Otros materiales (un 9,5 % menos) y otros metales (17,2 %) también penalizaron el resultado de la industria.

Los relojes por encima de 3.000 francos suizos (2.801 euros) representaron aproximadamente el 80 % del descenso anual, con una disminución del 11,6 % en el valor.

El segmento de entre 500 (467 euros) y 3.000 francos mostró una caída tres veces menos importante (3,9 %).

En términos de volumen, los relojes que cuestan menos de 200 francos (187 euros) cayeron un 11,3 % y se vendieron 2,1 millones de unidades menos que en 2015.

En portada

Noticias de