Ryder (OIT) ve en diálogo social la herramienta para hacer cambios laborales

El director general de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), Guy Ryder, ha asegurado que el diálogo social es la herramienta para llevar a cabo cambios en la legislación laboral y ha subrayado la importancia de fortalecer la negociación colectiva entre patronal y sindicatos.

Durante su intervención en los desayunos de Nueva Economía Fórum, Ryder ha considerado que los cambios en la legislación laboral deben surgir de los procesos de diálogo social, que son "la herramienta que dará los resultados necesarios".

Así ha respondido a una pregunta sobre si considera que el Gobierno debería modificar la reforma laboral aprobada por el anterior Ejecutivo del PP en 2012.

También ha afirmado que es preciso modificar uno de los aspectos que introdujo dicha reforma laboral, la prevalencia del convenio de empresa sobre el sectorial, que limitó la capacidad de negociación de patronal y sindicatos.

En este sentido, Ryder ha señalado que la negociación colectiva es "un bien social y público", así como un elemento de éxito para la empresa y para mejorar las condiciones de los trabajadores.

"Allí donde la negociación colectiva se ha debilitado y donde la cobertura se ha reducido, lamentablemente muchos países de la OIT, los resultados no han sido positivos económicamente por la explotación", ha dejado claro el director general del organismo.

Ryder ha sido presentado por la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, a quien ha pedido que ratifique el convenio 189 sobre trabajo doméstico, que ofrece "la protección que necesita" a este colectivo que, según la OIT, cuenta con más de 160 millones de empleados en todo el mundo.

La ministra ha dicho que "poco a poco" este colectivo ha ido adquiriendo derechos laborales bajo el sistema especial de empleados del hogar, pero ha reconocido que "queda mucho camino por recorrer".

Ryder ha asegurado que ante la cuarta revolución industrial es necesario tener en cuenta factores como la innovación tecnológica, pero también la lucha contra el cambio climático, la globalización y la demografía y los desafíos del envejecimiento en zonas occidentales o la falta de protección en regiones hiperpobladas.

La ministra, por su parte, ha asegurado que el Gobierno va a trabajar para ofrecer oportunidades laborales a los jóvenes y personas con más dificultades de inserción, las que sufren discapacidad, las personas mayores o los parados de larga duración, así como poner en marcha medidas contra la precariedad laboral.

Asimismo, quiere regular el acoso contra mujeres y hombres en el trabajo, que constituyen una violación de los derechos humanos, inaceptable e incompatible con el trabajo decente, algo que requiere un informe integrado, con estrategias conjuntas.

Valerio ha dicho que el Gobierno va a poner en marcha estrategias transversales para la igualdad de oportunidades en el trabajo, así como otras estrategias como la conciliación con permisos de paternidad y maternidad intransferibles y adecuadamente retribuidos, que no disuada a las personas de los derechos conciliatorios.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.