CCOO denuncia el aumento del paro y la precariedad en 2018

CCOO ha denunciado que 2018 se haya cerrado con 1.800 parados más en Navarra, la única comunidad en la que crece el desempleo, y con un aumento también de la precariedad.

Con 31.600 desempleados, según los datos de la EPA del cuarto trimestre de 2018 publicados este martes, CCOO sostiene que "la recuperación no sólo no llega a todos los hogares navarros, sino que los problemas estructurales como el elevado paro, el paro de larga duración, la temporalidad y el trabajo a tiempo parcial lejos de disminuir, persisten".

Y puntualiza que la cifra de personas en paro está aún "muy lejos" de las 15.900 contabilizadas en 2007, antes de la crisis, y el paro juvenil "se mantiene en niveles muy altos", con una tasa del 25% frente al 9,99% de la población general.

También persiste el paro de larga duración y "se convierte en un problema estructural", cerca del 44% de estas 31.600 personas llevan un año o más desempleadas, un problema, dice CCOO, que "se mantiene a pesar de los años de crecimiento económico".

Añade además que la población trabajadora "cada vez soporta peores condiciones laborales" con subidas de la temporalidad en un punto, hasta el 24,1%, y del 0,3% la parcialidad, que afecta al 17% de la población ocupada, mientras que las mujeres representan el 80,3% de la población ocupada a tiempo parcial.

En opinión de CCOO, "este aumento del paro y la persistencia de estos problemas estructurales evidencian la debilidad del modelo productivo y la ineficacia de las políticas activas de empleo que se están aplicando" y que dejan patente "la incapacidad de generar empleos suficientes, sostenibles en el tiempo y menos precarios".

Aboga así por que "el crecimiento se destine a eliminar las desigualdades, que llegue especialmente a las personas que más han perdido durante la crisis".

CCOO reitera igualmente la necesidad de luchar contra el desempleo y la precariedad laboral con un plan de choque por el empleo joven, otro para personas en paro de larga duración, la derogación de los elementos "más nocivos" de la reforma laboral y cambios en la estructura productiva para generar empleos de calidad.

CCOO reclama por último una negociación colectiva que incremente los salarios, con un mínimo de 14.000 euros brutos anuales, limite la eventualidad y la parcialidad en las empresas, y traslade a los convenios colectivos las medidas acordadas con la patronal en la revisión del acuerdo Intersectorial firmado recientemente.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.