Renta variable

Pánico vendedor en una sesión que apunta a 'viernes negro'

Las bolsas europeas abrirán con caídas superiores al 4,5% y con el dinero huyendo a toda velocidad hacia los refugios, como el oro, el yen o los bonos. California pone en vigilancia a 8.400 personas.

El coronavirus hunde a Repsol, BBVA y el Santander. EFE
El coronavirus hunde a Repsol, BBVA y el Santander. EFE

El IBEX 35 se despoma más del 3,5% y pierde los 8.700 puntos en una mañana que apunta a viernes negro por culpa del miedo al impacto del coronavirus. En el resto de Europa, el Dax y el EuroStoxx50 se hunden también el 3,5%, por un 3% que caen el Ftse y el Cac

En la sesión asiática, el Nikkei japones se ha desplomado un 3,67%, arrastrado por el hundimiento de Wall Street y el miedo a la extensión mundial del coronavirus, donde quizás lo peor esté por venir, como advirtió hace unos días Nouriel Roubini.

En los otros mercados, el dinero huye hacia los refugios de toda la vida, como el yen japonés (que va camino de su mayor subida semanal desde 2016) o los bonos, que se mueven al alza. También escala casi un 1% el oro, que se va a 1.632 dólares la onza. Y el petróleo se desploma un 3% ante el temor de un brusco descenso de la demanda por culpa del COVID-19.

En la agenda de hoy, estas son las principales citas

  • Eurozona: No hay datos relevantes
  • Los Estados Unidos: Las principales referencias serán los inventarios mayoristas, los ingresos y gastos personales, el deflactor del PCE y el PMI de Chicago.
  • España: El principal dato que se espera es la balanza por cuenta corriente.
  • Resultados; Hoy presentan cifras BME, Amadeus, FCC, IAG, Sacyr, Masmovil y Codere.

Contexto:

Las bolsas se preparan para vivir hoy un viernes negro, una jornada de pánico vendedor en toda regla. Las caídas de hasta el 4% que registran los principales índices europeos son una muestra de que el mercado está completamente desbordado por el miedo a que el coronavirus derive en una pandemia global, dada la rápida extensión al resto del mundo.

Por supuesto, una vez llegados a este punto, lo que las bolsas están descontando es una recesion mundial. La renta variable global va camino de firmar su peor semana desde la crisis de las hipotecas subprime en 2008, con la mayoría de los índices desplomándose más de un 10% desde máximos y entrando en lo que se conoce como territorio de corrección.

Algunas informaciones han dejado al mercado en estado de ‘shock’, como por ejemplo, la noticia de que California ha puesto en vigilancia a 8.400 personas sospechosas de estar infectadas de coronavirus.

"Los mercados están aterrorizados de que el brote vaya a golpear el PIB y luego alcance en algún momento a los beneficios", dice Andrew Freris, director ejecutivo de Ecognosis Advisory en una entrevista con Bloomberg TV. "Lo único que pueden hacer los bancos centrales es rebajar los tipos de interés, aunque esto no va a hacer que se recuperen las cadenas de suministros”, apunta este experto.

En medio de este caos, la presidenta del BCE, Christine Lagarde, dijo ayer en una entrevista con el 'Financial Times' que el emisor europeo no se está planteando ningún cambio en su política monetaria por culpa del coronavirus, a menos que sus efectos en la inflación sean persistentes, lo que todavía no ha ocurrido. 

En este entorno, insisten los analistas de Link Securities, "vemos complicado que los mercados reaccionen al alza, siendo lo más factible que sigan cayendo". En su opinión, es complicado que dejen de aparecer nuevos casos de cotagio o que estos se estabilicen, lo que hará que las bolsas sigan intranquilas. 

 

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.