Al mercado londinense le sienta bien el Brexit

El selectivo FTSE 100 británico registra el mejor comienzo de año de su historia y brilla por encima del resto de mercados desarrollados

La bolsa británica está digiriendo el Brexit mucho mejor de lo esperado a tenor del comportamiento de su principal indicador, el FTSE 100 británico, que ha registrado el mejor inicio de año de su historia y sube más que cualquier otro de los principales índices de los mercados desarrollados (también los europeos).

En concreto, el selectivo británico sube un 4,3% en el año, una revalorización que supera incluso a la del tecnológico Nasdaq, en el 4,1% (y que no suele verse superado con frecuencia por ningún otro índice desarrollado).

Si bien, es justo decir que, en realidad, los inversores habían adelantado el castigo relacionado con el Brexit.

2020, el peor ejercicio desde 2008

De hecho, el FTSE 100 registró en 2020 el peor ejercicio desde 2008 (el aciago año de la caída de Lehman Brothers, cuando el selectivo británico perdió un 47% de su valor) debido a la conjunción de dos factores muy negativos para la bolsa del país: la anticipación del Brexit y los confinamientos adoptados para frenar la pandemia de coronavirus (el Reino Unido es el país de Europa actualmente más afectado por la enfermedad).

En todo caso, los expertos creen que este mejor comportamiento de la bolsa británica podría continuar a lo largo de este año pues las valoraciones de los activos británicos están mucho más baratas que las del resto de Europa.

De hecho, el diferencial entre las valoraciones de las acciones británicas y las de la Europa continental se encuentra en máximos desde 2005, según datos de Bloomberg.

Publicidad
Publicidad

“En conjunto, las acciones del Reino Unido son entre un 15% y un 30% más baratas que las acciones de la Unión Europea y de Estados Unidos”, aseveran por su parte los expertos de Mirabaud AM.

Los expertos apoyan su teoría de que la bolsa británica lo hará mejor que la de Europa continental en dos hechos.

Por un lado, el paquete de estímulos que el Gobierno de Boris Johnson pretende aprobar, que podría beneficiar a industrias sensibles como la de las materias primas.

Y, por el otro, la debilidad de la libra provocada por la salida del Reino Unido de la Unión Europea, que podría resultar positiva para las compañías del país.

Publicidad

A Goldman le gusta la bolsa británica

Una de las casas que ha verbalizado su visión optimista sobre la bolsa británica es el banco de inversión estadounidense Goldman Sachs, precisamente debido a sus atractivas valoraciones.

Por su parte, la gestora Mirabaud envió también un informe que apuntala esta visión, este mismo miércoles.

“Las perspectivas de la renta variable del Reino Unido parecen muy favorables para 2021. De un lado, la política macroeconómica apoya de manera sin precedentes los activos financieros. De otro, la renta variable británica se ha visto impulsada por el resultado relativamente favorable del Brexit”, escriben David Kneale y Jeremy Hewlett, de Mirabaud Asset Management.

Asimismo, Mirabaud también destaca la mejor salud que presentan los bancos británicos debido a unas prácticas de préstamos conservadoras como anticipación del Brexit, entre otras cosas.

Publicidad

“2021 debería ser un año en el que los bancos del Reino Unido brillen”, asevera Mirabaud.

Pero, además, los expertos de esta gestora también recuerdan que el Reino Unido se adelantó a Europa en su programa de inmunización de la población frente al Covid-19, por lo que es probable que su economía comience a recuperar con fuerza algunos meses antes (aunque podría caer hasta marzo, el mes en el que acaba el confinamiento decretado por el Gobierno).   

Recuperación a partir del verano

“Pese a la contracción económica que se va a producir por los confinamientos, esperamos que a partir del verano se produzca una robusta recuperación de la economía del Reino Unido”, dice por su parte un informe de perspectivas de Credit Suisse.

En concreto, el banco suizo augura que la economía británica crecerá un 3,2% en 2021 y un 8,5% en 2022, tras contraerse un 10,7% en 2020.

Publicidad

En todo caso, Credit Suisse también apunta algunos riesgos que la bolsa británica tendrá que afrontar este 2021 y uno de ellos es, precisamente, el Brexit.

“La salida del mercado único de la UE probablemente pesará sobre la recuperación. Se han puesto en marcha barreras que dificultarán la actividad con la UE. Afectarán al comercio de bienes y servicios, que se verá reducido como resultado. Esta caída probablemente pesará negativamente sobre la productividad y el PIB”, asevera el documento.

Además, otros interrogantes son las elecciones en Escocia, que podrían incrementar el independentismo en la región; o la tentación de adoptar medidas de ajuste fiscal prematuras, entre otras cosas.

En portada
Publicidad
Noticias de