El bono estadounidense marca su nivel más bajo desde febrero

El dato de paro no ayudó a sostener la rentabilidad del Treasury

La rentabilidad del bono a diez años estadounidense se situó en el 1,30 por ciento, marcando mínimos desde febrero de 2021. Por su parte, se negociaron 36.000 contratos, el volumen más alto en el día.

Estas incesantes compras redujeron la rentabilidad del Treasury a diez años, lo que ha desinflado su rentabilidad.

Publicidad

Las tensiones inflacionistas dispararon la rentabilidad del bono, que se vio afectada por el discurso del presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, insistiendo que el encarecimiento de los precios es de carácter transitorio como consecuencia de los cuellos de botella generados durante la pandemia.

Lo que los inversores descuentan con este retroceso de la rentabilidad es una desaceleración económica. Clave fue el dato del paro publicado por los Estados Unidos, que se situó en el 5,9 por ciento tras subir una décima, frente al consenso esperado del 5,6 por ciento.

En portada
Publicidad
Noticias de