Wall Street cambia de rumbo y el Dow Jones cede un 0,27 % a media sesión

Wall Street cambió de rumbo y hacia la media sesión el Dow Jones, su principal indicador, cedía hoy un 0,27 por ciento, tras conocerse un dato peor de lo esperado sobre el sector servicios y pese al rebote del petróleo.

Ese indicador, que llegó a subir casi 100 puntos, bajaba entonces 43,18 puntos hasta las 16.110,36 unidades, el selectivo S&P 500 perdía un 0,82 % hasta los 1.887,51 enteros y el índice compuesto del mercado Nasdaq caía un 1,39 % hasta los 4.454,22 puntos.

Los operadores en el parqué neoyorquino se decantaban por las ventas después de publicarse un dato peor de lo esperado sobre el sector servicios en Estados Unidos, que se situó en enero en 53,5 puntos, por debajo de lo que habían calculado los analistas.

En segundo plano quedaba un buen dato sobre la salud del mercado laboral, ya que el sector privado creó el mes pasado un total de 205.000 nuevos puestos de trabajo, unos 10.000 más de lo que esperaban los analistas.

Mientras, las miradas seguían puestas en el rebote del petróleo: a esa hora el barril de Texas subía en Nueva York un 6,09 % y cotizaba a 31,70 dólares, mientras el crudo Brent avanzaba en Londres un 5,75 % hasta los 34,60 dólares.

Los sectores en Wall Street se dividían entre los avances del de materias primas (2,31 %), el energético (1,38 %) y el industrial (0,02 %) y los descensos del tecnológico (-1,04 %), el sanitario (-1,00 %) o el financiero (-0,88 %).

La farmacéutica Merck (-2,92 %) encabezaba las pérdidas en el Dow Jones tras decepcionar a los inversores con sus resultados, por delante de Microsoft (-2,70 %), UnitedHealth (-2,55 %), Intel (-2,47 por ciento), Home Depot (-1,91 %), JPMorgan (-1,70 %) o Walmart (-1,45 %).

Al otro lado de la tabla lideraba las ganancias la química DuPont (2,51 %), por encima de Caterpillar (2,22 %), Boeing (2,15 %), Exxon Mobil (2,04 %), 3M (1,95 %), Chevron (1,83 %), Walt Disney (0,90 %) e IBM (0,28 %.

En otros mercados, el oro avanzaba a 1.139,4 dólares la onza, la rentabilidad de la deuda pública a diez años retrocedía al 1,852 % y el dólar perdía terreno frente al euro, que se cambiaba a 1,1065 dólares.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.