No a los bonos de Gobiernos en renta fija y sí a los emergentes en bolsa

Guía_rápida_para_entender_la_crisis_China__0

El mundo está ahora mucho más sincronizado, comenta Patrice Gautry, economista jefe de UBP. Mientras los emergentes mejoran su situación hasta niveles de crecimiento que se acercan a los previos a la crisis, a excepción de China, los países desarrollados se mantienen estables con crecimientos por debajo del 2% en la mayor parte de los casos, a excepción de Estados Unidos, donde los ritmos de crecimiento son más atractivos.
En este contexto, ¿cómo estar expuesto a los mercados? De manera diversificada. Es la clave. También, haciendo rotaciones inteligentes. En este sentido, en renta fija, evitan los bonos gubernamentales del mundo desarrollado pero, a cambio, están expuestos de manera muy diversificada al resto de activos de renta fija, incluyendo la emergente, tanto soberana como corporativa, así como en 'high yield' y la renta fija corporativa de grado de inversión, además de en bonos americanos ligados a la inflación.

Señala, además, respecto a la deuda, que podemos haber visto ya el suelo en rentabilidad de los títulos a más corto plazo, sobre todo, debido a que los bancos centrales están al tanto de los problemas que la situación actual provoca en el sector financiero. En este sentido, apunta que lo que acaba de hacer el Banco de Japón, manifestar su intención de controlar la curva de tipos, es un indicador adelantado de lo que pueden hacer otros bancos centrales, como el BCE. 

En cuanto a la Fed, si bien espera una subida de tipos en diciembre, cree que el año que viene puede haber sólo una o incluso ninguna. 

Respecto a la banca, cree que uno de los principales problemas es que no ha cambiado su modelo de negocio desde la crisis y el riesgo para el largo plazo es que se convierta en un sector similar a las 'utilities', y por tanto, no sea capaz de ofrecer grandes crecimientos ni grandes rentabilidades. El BCE está presionando para que cambien su modelo de negocio, pero no está claro si lo que se quiere es la creación de grandes bancos, o el mantenimiento de pequeños, o bien un 'mix' de ambos. Aunque lo más preocupante de todo es que la situación frágil del sector financiero europeo está en que dificulta la transmisión de la política monetaria. Y en ello también influye el hecho de que por un lado sufran bajos tipos de interés, e incluso negativos, y por otro, tengan que cumplir requisitos cada vez más exigentes en cuanto a capital. 

En bolsa, está un poco infraponderado en Bolsa: opina que hay que tener cuidado tanto con la renta variable estadounidense como con la europea, dado que las cifras de crecimiento que se esperan para ambas regiones hacen pensar que ya no están baratas, teniendo en cuenta, además las citas políticas tan importantes que hay por delante (las elecciones americanas y el referéndum italiano, que le preocupa mucho más que la incertidumbre política en España). 

En cambio, tiene una posición sobreponderada en los países emergentes, debido a que ve margen de bajadas de tipos de interés en esas economías, que puede poner de manifiesto una oportunidad, al tiempo que también los flujos favorecen a sus activos. 

Si las economías están algo más sincronizadas, este fenómeno es especialmente visible en las fuertes correlaciones que existen entre los activos. Por eso, para reducir la volatilidad de la cartera, puede ser interesante incluir en las inversiones 'hedge funds' y estrategias 'long-short'.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.