Los turbulencias en Credit Suisse siguen tras la dimisión de Horta-Osorio

Credit Suisse se enfrenta a más turbulencias tras la repentina salida de Horta-Osorio. "Si él se va, también se marcha la razón por la que invertir en el banco"

Credit Suisse seguirá adelante con su revisión estratégica pese a la abrupta salida de su presidente, Antonio Horta-Osorio. Una investigación interna sobre su conducta personal alumbró infracciones de las normas por Covid-19, confirmó el lunes el nuevo presidente del banco.

Video: finanzas.com

Horta-Osorio se marcha menos de nueve meses después de incorporarse al banco para hacer frente a la implosión de la empresa de inversiones Archegos y la insolvencia de la compañía británica de financiación Greensill Capital. Sufre aún el impacto de la salida en 2020 del presidente ejecutivo, Tidjane Thiam, por un escándalo de espionaje.

Publicidad

El banquero portugués presentó en noviembre una nueva estrategia para el segundo banco de Suiza, centrada en la gestión de patrimonio, controlar a sus banqueros de inversión y frenar una cultura independiente.

"La dimisión de Horta-Osorio deja a Credit Suisse con una falta evidente de liderazgo"

Citigroup

"En los próximos años, la estrategia se revisará con regularidad, pero por el momento no es un problema en absoluto", dijo Axel Lehmann, el miembro del consejo de administración de Credit Suisse elegido para sustituir a Horta-Osorio, en una entrevista con Reuters, la primera con los medios desde su nombramiento.

Las acciones del banco cayeron alrededor del 1,6 por ciento en las operaciones del lunes.

La conducta personal de Horta-Osorio ha sido objeto de escrutinio. Violó las reglas de cuarentena por Covid-19 dos veces en 2021, una vergüenza para el ex director ejecutivo de Lloyds, quien ha dicho que todos los banqueros deben ser administradores de riesgos.

Publicidad
Publicidad

"Lamento que varias de mis acciones personales hayan causado dificultades al banco y hayan comprometido mi capacidad de representar al banco interna y externamente", dijo Horta-Osorio en un comunicado emitido por Credit Suisse el lunes.

"Por tanto, creo que mi renuncia es de interés para el banco y sus accionistas en este momento crucial", finalizó.

Credit Suisse confirmó que Lehmann se había hecho cargo con efecto inmediato de las responsabilidades como presidente. No dio detalles sobre una investigación encargada por su consejo sobre Horta-Osorio.

Dos personas familiarizadas con la situación dijeron que, además de las infracciones por Covid-19, la investigación también investigó el uso de aviones privados de la compañía por parte de Horta-Osorio, citando un caso en el que ordenó que lo llevaran a las Maldivas a su regreso de un viaje de negocios en Asia.

El portavoz de Horta-Osorio declinó hablar con los medios.

Publicidad

Su salida marca un punto bajo profesional para el banquero, que pasó una década en Lloyds reconstruyendo el banco tras su rescate durante la crisis financiera de 2008. El verano pasado recibió el título de caballero en Gran Bretaña por su contribución a los servicios financieros y a la salud mental.

Fue elogiado por contar públicamente el estrés que experimentó después de asumir la presidencia de Lloyds.

"(Horta-Osorio) era una razón muy importante para invertir en Credit Suisse. Y si esa persona se va, esa razón tan importante también se va"

David Herro, gerente de cartera en Harris Associates

Lehmann, un ciudadano suizo que trabajó anteriormente para el rival de Credit Suisse, UBS, y pasó casi dos décadas en Zurich Insurance, dijo que no se planeó ningún cambio de rumbo en un intento de regresar a aguas más tranquilas.

Confirmó que el negocio se mantuvo excelente a pesar de la última polémica y que no se estaban preparando grandes cambios en la gestión. Agregó que el presidente ejecutivo, Thomas Gottstein, era "central para nuestra capacidad de continuar la transformación juntos".

Publicidad

Sí explicó que la junta directiva de Credit Suisse concluyó durante el fin de semana que era hora de que Horta-Osorio se fuera.

“Decidimos durante el fin de semana, y él también lo pensó, que lo mejor para él, pero ciertamente también para el banco, es dejar esta historia atrás y que él renunciara”.

Dos huelgas

Los analistas revelan que la salida de Horta-Osorio era inevitable después de que se descubrió que había violado los confinamientos dos veces, pero podría complicar aún más la recuperación del banco.

"Su partida deja a Credit Suisse con una falta de directivos fuertes y es probable que surjan dudas sobre el liderazgo del banco", escribieron los analistas de Citigroup.

En diciembre, Reuters informó de que una investigación interna preliminar había descubierto que Horta-Osorio asistió a las finales de tenis de Wimbledon en Londres en julio sin seguir las reglas de cuarentena de Gran Bretaña.

Publicidad

Horta-Osorio también violó las reglas suizas sobre el Covid-19 en noviembre al abandonar el país durante un período de cuarentena de diez días, dijo el banco el mes pasado.

La pandemia trajo un mayor escrutinio de figuras prominentes, con atletas como la superestrella del tenis Novak Djokovic y políticos como el primer ministro británico, Boris Johnson, atrayendo críticas por sus acciones en un momento en que el público tiene que vivir con las restricciones del Covid-19.

Los inversores esperaban que los cambios estratégicos del banco ayudaran a elevar el precio de las acciones del banco suizo.

David Herro, gerente de cartera de Harris Associates, el tercer mayor accionista de Credit Suisse, dijo a Reuters antes de la dimisión de Horta-Osorio que creía que las infracciones eran “menores” y que él y su plan de reestructuración tenían el respaldo total de la institución.

“Entonces, esa es una razón muy importante para invertir en la empresa. Y si esa persona (Horta-Osorio) se va, esa razón tan importante también se va”.

¡Qué desperdicio!

Recuperándose de un año desastroso, Credit Suisse informó de una caída del 21 por ciento en sus ganancias del tercer trimestre el año pasado y advirtió sobre una pérdida para los últimos tres meses de 2021.

Sin embargo, UBS, el banco más grande de Suiza, reportó su ganancia trimestral más alta en seis años en el tercer trimestre.

Mientras que las acciones de Credit Suisse han perdido un 23 por ciento durante el año pasado, las de su rival se han disparado un 33 por ciento a un máximo de cuatro años.

La repentina salida de Horta-Osorio desmoralizó al personal de Credit Suisse, y algunos cuestionaron qué será lo siguiente para el banco.

“Qué desperdicio y nuevamente salimos en los titulares por la razón equivocada”, dijo un banquero privado senior de Credit Suisse bajo condición de anonimato ya que no se le permitió hablar con los medios.

“Nos congelamos durante un año esperando la nueva estrategia del nuevo presidente”, concluyó. ● Un artículo de Anshuman Daga y Oliver Hirt; editado para Reuters por Tomasz Janowski; editado en español para finanzas.com por Ismael García

En portada
Publicidad
Noticias de