La economía mexicana crece un 2,7 % en el primer trimestre pese a Trump

La economía mexicana creció un 2,7 % anual en el periodo enero-marzo de 2017, un muy buen resultado en un trimestre especialmente complicado para el país con la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca y la subida de la inflación, estimaron hoy expertos consultados por Efe.

Para el analista subdirector en Economía Nacional de Banorte, Alejandro Cervantes, se trata de una "muy buena cifra" porque a pesar de una "fuerte desaceleración" de las actividades secundarias, los indicadores relacionados con la demanda interna presentaron "un fuerte dinamismo".

El resultado obtenido en el periodo enero-marzo de 2017 fue superior al 2,3 % de la economía mexicana en 2016, y en cierta medida inesperado por varios motivos.

En primer lugar, la llegada de Donald Trump a la Presidencia de Estados Unidos, crítico con México y el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), se acompañó de una devaluación de la divisa mexicana e incertidumbre en los mercados, y a ello se le sumó una inflación del 5,35 % interanual en marzo.

Aun con ello, el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) reportó avances en los sectores terciario (3,7 %), primario (6,9 %) y el secundario (0,2 %), en comparación con el primer trimestre de 2016.

En cifras desestacionalizadas (sin factores coyunturales por temporada), el PIB aumentó 0,6 % entre enero y marzo pasado frente al trimestre inmediato anterior, impulsado por las actividades terciarias (1 %), primarias (0,7 %), en tanto que la industria se mantuvo invariable.

Cervantes destacó que el sector secundario no creció trimestre contra trimestre por la caída de la producción minera, afectada por el menor rendimiento de las plataformas petroleras, y ello contrarrestó unos buenos resultados en manufactura y exportaciones.

El analista explicó que "muchas empresas manufactureras exportadoras establecidas en México trataron de agilizar tanto la producción como el flujo de exportaciones", ante un escenario en el que pudieran ser gravadas las ventas a Estados Unidos.

Asimismo, el aumento de las gasolinas el 1 de enero, de entre un 14 % y un 20 %, llevó a un incremento de la inflación, que se colocó sobre el 5,35 % anual, muy por arriba del objetivo del Banco de México del 3 %.

El resultado fue "mucho más alto de lo que todos los economistas estábamos esperando. Fue un buen dato, particularmente por el lado de servicios, que incluye el consumo privado y salió muy alto para todos los riegos que existen", dijo a Efe la analista económica del banco Ve por Más, Mariana Paola Ramírez.

En este contexto, Cervantes consideró que es pronto para considerar que la incertidumbre generada por Trump desapareció por completo, pues México sigue estando expuesto a los vaivenes en torno a la relación comercial con EEUU, la política nacional o la inseguridad, que atrae menos inversión.

La filtración el pasado miércoles de una posible salida unilateral de EE.UU. del TLCAN -recordó- disparó las alarmas e hizo tambalear los mercados.

Javier Morales, economista de BBVA Bancomer, también consideró "un buen dato" el crecimiento trimestral, y resaltó el comportamiento favorable del sector exportador en marzo.

Si dicho dinamismo se mantiene, habrá un mejor desempeño en el sector industrial y, por tanto, un mayor crecimiento económico, dijo el analista, quien descartó mayores sobresaltos en torno al TLCAN mientras se mantenga un "formato parecido" al actual, además de que los cambios "van a llevar tiempo".

Para el doctor en Economía de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) Francisco Reyes, los datos no son tan alentadores y todavía es "prematuro hablar de una mejora" sin el TLCAN renegociado y con un consumo privado apoyando en los créditos bancarios, que van al alza.

"La economía sigue con muchos problemas y el sector manufacturero no ha repuntado, lo que ha tenido un efecto importante en el empleo y en los salarios", consideró.

De acuerdo con los más recientes datos oficiales, la industria manufacturera creció un 1,1 % a tasa anual en febrero pasado.

El PIB de México aumentó 2,3 % en 2016, cifra menor al 2,6 % de 2015 pero superior al 2,1 % de 2014 y al 1,4 % de 2013.

Para este 2017, el Gobierno y el Banco de México coinciden en que la economía crecerá en un rango de entre 1,3 % y 2,3 %, y recientemente los analistas privados han aumentados sus expectativas, ante la previsión de un escenario menos negativo para el país.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.