Francia redujo 1.500 millones su déficit presupuestario en 2016 hasta 68.980

Francia redujo en 1.500 millones de euros su déficit presupuestario en 2016, que se situó en los 68.980 millones de euros, el más bajo desde 2008, indicó hoy el Ministerio de Finanzas.

En un comunicado, el ministerio se congratuló de que la cifra final es inferior a la que se había presupuestado, que era de 72.300 millones, y lo atribuyó al "control" del gasto público de la administración central.

A falta de integrar en esa cifra los datos del resto de las administraciones públicas, que se difundirán el próximo 24 de marzo, el Ejecutivo aseguró que se cumplirá el objetivo de déficit del 3,3 % del PIB, lo que "refuerza la credibilidad de pasar por debajo del 3 % en 2017".

El ministerio señaló que el Gobierno ha sido capaz de reducir sus gastos sin dejar de atender a sus dos prioridades, la seguridad y el fomento de la creación de empleo.

El objetivo de gastos se ha logrado pese a que en el último tramo del año se incrementaron algunas partidas, destinadas a la creación de empleo o la agricultura, indicó el ministerio, que dijo que la cifra anunciada también es mejor que la que figuraba en el proyecto rectificado de presupuestos presentado en noviembre, que auguraba un déficit de 69.900 millones.

Gracias a los recortes del Gobierno, los gastos generales, sin contar la financiación de la deuda y las pensiones, disminuyeron 2.800 millones de euros con respecto a los del año precedente, para situarse en los 294.800 millones de euros.

Desde que el actual Gobierno socialista llegó al poder en 2012, el ahorro presupuestario es de 6.300 millones de euros, precisó Finanzas.

Si se suman el gasto de la deuda y las pensiones, el ahorro general fue de 2.900 millones de euros con respecto al año pasado y de 7.400 millones desde 2012.

En cuanto a los ingresos, Finanzas indicó que estuvieron en la línea de lo previsto, sin dar más precisiones.

El ministro de Economía y Finanzas, Michel Sapin, detalló que se ha producido un ligero retroceso de la recaudación por el impuesto de sociedades porque el Estado ha tenido que afrontar la bajada de 40.000 millones de cargas patronales decididas para fomentar la creación de empleo.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.