DIA cierra por séptima sesión consecutiva en rojo con una caída del 1,83 %

La cadena de supermercados DIA acumula siete sesiones consecutivas en rojo y ha cerrado la jornada de hoy con una caída del 1,83 %, hasta cotizar en 57 céntimos, 10 menos de los que ofrece Mijaíl Fridman en su opa.

El último repunte del valor se produjo el pasado 14 de febrero, cuando por sus títulos se pagaban 65 céntimos.

La devaluación de sus acciones en el mercado continuo se enmarca dentro de la delicada situación que atraviesa la firma, que afronta dificultades financieras y es objeto de una oferta pública de adquisición (opa) por parte de su principal accionista, el magnate ruso Mijaíl Fridman.

Fridman pretende que los accionistas elijan en la junta del próximo 20 de marzo entre su propuesta, que ofrece 67 céntimos por título e incluye una ampliación de capital posterior de 500 millones de euros, y la del consejo de administración de DIA, que plantea una recapitalización de 600 millones.

También continúan los movimientos en su accionariado, ya que los minoritarios de Acción Concertada han pasado de contar con el 3,09 % de los derechos de voto a sumar un 3,41 %.

Este aumento se deber principalmente a la reciente compra de un paquete de dos millones de acciones por parte del francés Gregoire Bontoux, miembro de la familia que fue accionista de referencia en Carrefour y que ha sumado su participación a la de Pedro Gómez-Pablos Calvo, según se desprende de los registros del regulador bursátil.

Otro grupo de accionistas minoritarios (Asociación de Accionistas Defensores de DIA) ha emitido un comunicado en el que vierte críticas contra Fridman por valorar la empresa a un precio notablemente más bajo del real y al consejo de administración por su "comportamiento errático".

En opinión de esta plataforma -fundada por el empresario Rafael del Castillo y que dice aglutinar cerca del 6 % de los títulos-, el equipo gestor de la cadena de supermercados debería "buscar otras vías para conseguir capital y evitar la disolución", y plantea como posibilidad la venta de activos inmobiliarios.

Además, han censurado la posición de Fridman -a través de su sociedad LetterOne- por ofrecer 67 céntimos por título cuando la situación de la firma "no es tan mala como se ha querido señalar".

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.