Cómo salir de vacaciones de Semana Santa y no perder la maleta

maletas-aeropuerto--644x362

Llegó la Semana Santa, una escapada oficial señalada en el calendario laboral de todos. Uno de los momentos de mayor estrés y riesgo llega a la hora de hacer la maleta; camisetas, zapatillas, móviles, cargadores, libros... nada de esto puede olvidarse, pero para ser realista, son objetos secundarios. ¿Qué pasa si perdemos el pasaporte, la cartera, la maleta entera o las llaves del apartamento? 

Para evitar estas pequeñas crisis surgen los pequeños localizadores que se puede incorporar a cualquier objeto de valor con el fin de no perderlo jamás. Uno de los mejores ejemplos es TrackR Bravo, un gadget del tamaño de una moneda 2 euros cuyo objetivo es facilitar la localización de cualquier objeto de forma eficaz y rápida.

Los hoteles son los grandes testigos del extravío de objetos. Muchos tienen ya una base de datos con un registro exhaustivo de las pertenencias olvidadas por los consumidores, sin embargo el 90% de los clientes nunca llegan a reclamarlos. ¿Descuido, dejadez o desconocimiento de su ubicación?
Muchos son los objetos que acaban en cualquier punto de la geografía española con la esperanza de poder ser recuperados algún día. Por poner un ejemplo, por las oficinas de objetos perdidos de Madrid, a la que llegan los artículos extraviados en la vía pública, autobuses y taxis, pasan cada año alrededor de 50.000 artículos. Para facilitar la búsqueda de estas pertenencias, TrackR Bravo permite, mediante bluetooth, localizar los objetos en un radio de 30 a 60 metros, no obstante, el GPS sigue proporcionando detalles de la ubicación aunque se encuentre fuera del alcance. 

En periodos vacacionales como Semana Santa, los trayectos y viajes se suceden por tierra, mar y aire. No solo son los hoteles los que encuentran tus pertenencias, según AENA, el año pasado Iberia subastó 20.650 objetos perdidos. En todos estos casos se podrían haber recuperado de haber conocido su ubicación

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.