Benjamín Crespo, elegido nuevo presidente de Cámara de Comercio de Salamanca

El presidente de la Asociación de Empresarios Salmantinos del Comercio (Aesco), Benjamín Crespo, ha sido elegido hoy máximo responsable de la Cámara de Comercio, Industria y Servicios de Salamanca, un cargo que asume con "enorme ilusión, responsabilidad y con mucha humildad".

Tras la toma de posesión de los 36 plenarios que estarán en los órganos de gobierno de la entidad cameral durante los próximos años, ha tenido lugar una votación secreta de la que Crespo ha salido elegido presidente.

De este modo, la Confederación Empresarios de Salamanca (CES) contará con 33 plenarios mientras que la otra patronal, la Confederación de Organizaciones de Empresarios Salmantinos (Confaes), dirigida por Juan Manuel Gómez, dispondrá de tres miembros en el pleno.

En declaraciones a los periodistas, el nuevo presidente ha reconocido asumir su nuevo cargo con "enorme ilusión, responsabilidad y con mucha humildad", al tiempo que ha recordado "los lamentables episodios" vividos por "una institución venerable como ésta" en los últimos meses que la abocaron a una gestora nombrada por la Junta de Castilla y León.

Ha expresado el compromiso de la corporación cameral con las empresas salmantinas y especialmente con las pymes y autónomos para que "vuelvan a sentir el respaldo" de la Cámara en "la defensa de los intereses generales del comercio, de la industria y de los servicios".

Crespo también se ha mostrado convencido que la institución "sobrevivirá a la dura prueba a la que está siendo sometida" en alusión al futuro de este tipo de organismos.

"Con humildad y firmeza", la Cámara de Salamanca va a convertirse, en palabras de Crespo, en "referente a la adaptación de los nuevos retos tecnológicos y en la profesionalización de su gestión".

Ha aludido a que cuenta con el respaldo del Consejo Regional de Cámaras, del que forman parte 14 corporaciones, y de la Cámara de España, integrado por 88 entidades, y a que le gustaría servir de modelo a "la coordinación de esfuerzos con las administraciones públicas".

A sus responsables, les ha pedido que retomen "su confianza" en la Cámara de Salamanca y que les apoyen para que cuando haya una Ley de Cámaras de Castilla y León -previsiblemente el próximo año- puedan seguir siendo "un trampolín para la creación de empleo a través de los servicios" que se prestan.

Ni este artículo, ni sus datos, ni su contenido multimedia o relacionado constituyen recomendación alguna o estrategia de inversión. Inversor Ediciones, SLU (incluyendo a sus profesionales, colaboradores y proveedores) declina cualquier responsabilidad relacionada con el uso que usted dé a los contenidos publicados por finanzas.com y/o la revista INVERSIÓN.