Los expertos califican de "injusta" la nueva paga extra de los prejubilados

Los prejubilados que cuenten con 40 años o más de cotizaciones recibirán una paga extra que cobrarán a lo largo del año y que oscila entre los 4,5 euros y los 82 euros mensuales

La cruzada que el ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, emprendió a su llegada al Gobierno para defender el poder adquisitivo de los pensionistas sigue adelante.

Ahora les pertrecha con una nueva paga extraordinaria que les servirá de escudo para protegerse contra la inflación. Pero no todos los jubilados van a recibirla.

Publicidad

Los agraciados serán las personas que se jubilaron anticipadamente entre 2002 y 2021, y que cuentan con más de 44 años y 6 meses de carrera de cotización, y los que tengan al menos 40 años cotizados siempre que su pensión sea inferior a 900 euros mensuales.

El conocido como 'plus para los prejubilados' se concederá tanto a los pensionistas que se retiraron de forma voluntaria como involuntaria, y con él se pretende compensar la menor pensión que reciben respecto a los que se jubilan este año.

Mayores exigencias para los retiros voluntarios

Cuando se trate de una jubilación anticipada forzosa, los requisitos establecen que debe haberse producido, como máximo, cuatro años antes de la edad ordinaria de jubilación. Mientras que en las prejubilaciones voluntarias, el retiro tiene que haberse originado dos años antes.

El importe a cobrar va desde los 4,5 euros a los 82 euros mensuales y se incluirá en las 14 pagas que reciben los más de 230.000 jubilados que se beneficiarán de este complemento.

Publicidad
Publicidad

Más déficit para el sistema

Los expertos en pensiones califican esta paga de "injusta" y creen que incidirá en el déficit que afronta desde hace años la Seguridad Social.

"No es una paga justa, ya que su objetivo es compensar a los pensionistas que se han jubilado antes de tiempo y que reciben una pensión reducida por los años que han adelantado su retiro, mientras que se mantienen coeficientes de reducción de la pensión para los trabajadores que ahora optan por la jubilación anticipada. Esta medida supone una contradicción", opina Isabel Casares, secretaria general de la Organización de Consultores de Pensiones (OCOPEN).

Miguel Ángel Menéndez, director del área de Wealth de Mercer España, dice que se trata de "un gasto más que se suma al déficit de la Seguridad Social, que por mucho que el ministro lo traslade a otras cuentas no deja de aumentar".

Una deuda que ya supera los 100.000 millones de euros y que este año aumentará con la inflación.

También Enrique Devesa, profesor de la Universidad de Valencia e investigador del IVIE, considera que la cuantía de la nueva paga hará mella en las arcas del sistema.

Publicidad

Pero una mella poco profunda, ya que "el importe es pequeño" comparado con los niveles de gasto que suponen el pago de las pensiones, 10.755,51 millones de euros la nómina de febrero. Por ello, no cree que "se tenga en cuenta para hacer nuevas proyecciones de gasto".

Sobre si cree justa o no la concesión del nuevo complemento argumenta que, en general, "los que han cotizado durante muchos años reciben menos pensión en comparación con otros colectivos. Pero la mayoría de los que reciben esta nueva prestación perciben más de lo que han aportado al sistema".

En portada
Publicidad
Noticias de