Repsol muere de éxito

Los inversores dan por hecho que la normalización de los precios del crudo reducirá los próximos beneficios de Repsol

Repsol presentó el jueves unos resultados del ejercicio que batieron las previsiones del mercado y de la propia compañía. En concreto, el ebitda se situó en los 7.071 millones de euros, respecto a los 4.084 millones del año anterior. Se trata de una cifra que mejora las perspectivas del consenso y también las propias guías de la compañía (situadas en los 6.600 millones de euros).

Asimismo, también fue destacable la fuerte generación de caja libre de Repsol, en los 2.839 millones de euros (a pesar de las mayores inversiones). El importe permite cerrar el ejercicio con una deuda neta de 5.762 millones, por debajo de los 6.000 millones que esperaba la compañía (según hizo saber en las guías de septiembre).

Publicidad

“Los resultados de Repsol han estado por encima de lo que esperaba el mercado y yo mismo. Proceden de tres cosas. Sobre todo, del precio del petróleo (la media de 2021 estaba sobre los 60 dólares el barril y la de 2020, sobre 30). La segunda palanca que ha mejorado el resultado ha sido la química, que ha ido muy bien. Y, luego, la tercera ha sido la recuperación de la movilidad, que ha hecho que empiece a recuperarse el margen de refino”, explica Victor Peiro, analista de GVC Gaesco.

“Estas tres realidades han mejorado el resultado y han disparado la caja, lo que ha permitido reducir la deuda más de lo que esperábamos (se ha recortado en un 15 por ciento), incrementando las inversiones en un 21 por ciento. Y ello a pesar de la mejora de los dividendos y la recompra de acciones”, añade el experto.

Repsol sube el dividendo un 5 por ciento

En concreto, Repsol ha confirmado que sube un 5 por ciento el dividendo hasta los 0,63 euros, noticia que ya adelantó el 28 de octubre. Estos buenos resultados han cosechado el aplauso general de los accionistas de diferentes compañías, desde Morgan Stanley hasta IG Markets, pasando por Renta 4.

“Sólido cuarto trimestre de 2021, superando ampliamente las estimaciones del consenso tanto en upstream como en downstream. Esperamos reacción positiva de la cotización a pesar de la revalorización que acumula”, apuntaba en ese sentido Luis Padrón, analista de Renta 4.

Publicidad
Publicidad

“Resultados sólidos y mejores de lo esperado. Esperamos buena acogida”, escribían los expertos de Banco Sabadell.

“Sus acciones podrían volver a romper resistencias, aunque el reto para Repsol está en acercarse a los 12,42 euros, máximos del año 2020”, escribía por su parte Diego Morín, de IG Markets.

Fría acogida del mercado

Sin embargo, la acción no ha ido por esos derroteros tras conocerse los resultados. Más bien al contrario, Repsol se dejaba casi un 2 por ciento (un 1,9 por ciento) y lideraba las pérdidas del índice especializado Stoxx Energy Index el jueves, tras publicar sus cuentas.

Victor Peiro, explicaba su visión de por qué los inversores han acogido con ventas los resultados de Repsol.

“Han sido muy buenos resultados. Entonces, ¿por qué no sube? Porque estaban descontados. La gente esperaba buenos resultados. Y, en segundo lugar, porque esta generación de caja se debe a los altos precios del petróleo y, a largo plazo, se esperan precios más bajos”.

Publicidad

“Son resultados muy buenos pero es complicado que se repitan durante varios años. A lo mejor este año se pueden reeditar pero a medio plazo todos esperamos que el petróleo se vaya a los 60 dólares. Ellos mismos han dicho que son excepcionales, que es difícil que se repitan”, apunta Peiro.

En todo caso, Peiro confió en que las acciones de Repsol se recuperen a lo largo del día y en las próximas jornadas, pues la mayoría de profesionales tiene buenas perspectivas sobre la compañía (al menos, a corto plazo).

En el consenso de Bloomberg, 22 analistas recomiendan comprar acciones de Repsol, 12 mantener y solo dos vender.

En portada
Publicidad
Noticias de