Meliá destila optimismo de cara al final de año

Meliá Hotels mejora sus perspectivas para el último trimestre tras recuperar en verano los niveles de ingresos previos a la pandemia

A pesar de que el entorno económico no es el más favorable para las empresas cíclicas, como puede ser Meliá, lo cierto es que el consenso del mercado apuesta por tenerla en cartera. 

Y es que a pesar de los tambores de recesión que suenan, provocados por las agresivas subidas de los tipos de interés por parte de los bancos centrales para controlar una inflación que no encuentra techo, y de la volatilidad e incertidumbre que asola los mercados bursátiles desde que Rusia invadió Ucrania, esta compañía sigue recuperándose y acercándose a los previos al estallido del Covid.

Publicidad

Este verano, aunque la ocupación se ha mantenido ligeramente por debajo de 2019, el incremento de las tarifas ha sido de dos dígitos "altos", por lo que según Juan Moreno, analista de Bankinter, pero con un incremento en tarifas de “dos dígitos altos”, por lo que los ingresos "podrían superar los del verano de 2019".

Igualmente recuerda que “la fuerte capacidad de subida de precios de los hoteles permitirá compensar en gran medida el incremento de costes” que conlleva la inflación. 

Además, la generación de caja será también positiva, lo que permitirá mejorar su liquidez y posición financiera, y podría vender activos para reducir endeudamiento.

Moreno también confía que estas perspectivas favorable se prolonguen, al menos, durante los próximos meses y el cierre de año sea bastante favorable.  

Publicidad
Publicidad

Esto ha sido suficiente para que los analistas de Bankinter hayan decidido elevar la recomendación de Meliá de neutral a comprar. Asimismo, también han subido el precio de objetivo de la acción un 0,7 por ciento hasta los 7,81 euros por acción. 

Las acciones ofrecen un potencial del 53 por ciento 

Las acciones de Meliá Hoteles ofrecen un potencial de revalorización del 53 por ciento hasta los 7,80 euros que calcula el consenso del mercado en los doce meses siguientes, frente a los 5,08 euros que cotiza actualmente.   

El experto vaticina un tercer trimestre positivo a pesar del entorno económico por tres motivos. “El desembalsamiento de demanda y ahorro acumulado durante la pandemia; que favorecerán la demanda de resorts, sobre todo en Canarias y Caribe, durante el otoño e invierno; y se retoma la actividad de eventos y congresos”.  

Además, las cadenas con imagen de marca, como Meliá, presentan mayor capacidad de subida de precios y de venta directa al cliente, sin intermediarios. Lo que dará cierta estabilidad a los márgenes.  

El 55 por ciento del consenso de mercado aconseja comprar el valor, mientras que el 35 por ciento cree que han que mantener.

Publicidad

Nubarrones a la vista 

A pesar de esta mejora, los expertos recuerdan que las perspectivas económicas “pueden llegar a ser un problema” a juicio de Joaquín Robles, analista de XTB. 

"Nos encontramos en un momento donde la alta inflación ésta obligando a los bancos centrales a subir los tipos de interés de manera agresiva. El peor escenario para el sector turístico es que toda esta incertidumbre provoque una caída del consumo y por lo tanto de las reservas de viaje”.  

Aunque en este último tramo del año el nivel de ocupación pueda ser alto, los inversores ya piensan en el primer semestre de 2023, que es cuando empezarán a notarse los efectos de las recientes subidas de tipos. 

● Si esta noticia ha sido útil para ti, apúntate a nuestros boletines: no te decepcionaremos. También puedes añadir el periodismo de finanzas.com a tus redes sociales y apps. Twitter | Facebook | LinkedIn | Flipboard. Y sigue los mejores videos financieros de Youtube.

Publicidad
En portada

Noticias de