Los 3 depósitos más rentables a largo plazo

Los depósitos a largo plazo son los que mayor rentabilidad están dando, con intereses superiores al 3,20% TAE

Los ahorradores españoles siguen apostando por los depósitos bancarios para sacar rentabilidad a su dinero, ahora con más razón que nunca.

Si su querencia por los depósitos quedó patente incluso cuando los tipos de interés daban una rentabilidad del cero por ciento y se especulaba con que habría que pagar por depositar el dinero en el banco, tras aumentar su remuneración cada vez son más los que ahorran en ellos.

Publicidad

Así, el dinero que los hogares españoles tienen en depósitos aumentó un 4,73 por ciento en octubre respecto al mismo mes del año anterior, alcanzando los 1,296 billones de euros, según datos del Banco de España.

Cantidad que seguirá aumentando, vaticinan los expertos, al ritmo que el BCE siga subiendo los tipos de interés, que, como ha adelantado la presidenta del BCE, Christine Lagarde, “subirán mientras sean necesarios”. Y la inflación del 10 por ciento con que cerró la eurozona noviembre lo hace necesario.

Tras cuatro alzas consecutivas de los tipos de interés por parte del BCE desde el pasado julio, el precio del dinero se ha colocado en el 2,5 por ciento, máximos desde 2008.

Esto ha impulsado a muchas entidades financieras a revisar al alza la remuneración de los depósitos situándola, en los mejores casos, en más del 3 por ciento.

Rentabilidades de hasta el 3,2% para depósitos a largo plazo

Entre los depósitos con retornos más elevados están los de largo plazo que ofrecen hasta un 3,2 por ciento de intereses.

Publicidad

La mayoría son de entidades extranjeras, debido a que la gran banca española cuenta con una elevada liquidez que les frena revisar al alza la remuneración de sus depósitos.

Publicidad

“La banca española ha comenzado a dar algunos pasos para mejorar sus ofertas, pero todavía tiene mucho margen de mejora para alcanzar a las entidades de otros países”, señala Estefanía González, directora de contenidos del comparador Kelisto.

La mejor rentabilidad a 10 años la ofrece el banco belga CKV, con un 3 por ciento. Así, para una inversión de 50.000 euros da unos retornos de 15.000 euros y si el depósito es de 75.000 euros los intereses alcanzan los 22.500 euros.

Los ahorradores que ingresen 10.000 euros en la entidad durante una década, recibirán unos intereses de 3.000 euros y si mete 30.000 euros, la rentabilidad generada será de 9.000 euros.

Publicidad

Intereses del 3,15% a 4 años

El banco que retribuye con mayores retornos los depósitos a 4 años es Banca Sistema con hasta un 3,15 por ciento TAE. Así, un ahorrador que ingrese en la entidad 50.000 euros recibirá cuatro años después 6.300 euros.

Si el ingreso es de 75.000 euros los intereses ascienden hasta los 9.450 euros. Bajan hasta los 1.260 por una inversión de 10.000 euros, y hasta los 3.780 por 30.000 euros depositados durante cuatro años.

Hasta un 3,28% TAE por depósitos a 5 años

También Banca Sistema es la entidad que aporta mayor rentabilidad a los depósitos a 5 años, un 3,28 por ciento TAE.

Un ahorrador que deposite en el banco 50.000 euros por un periodo de cinco años recibirá 6.650 euros cuando finalice el contrato, mientras que si el ahorro sube hasta los 75.000 euros, los intereses serán de 9.975 euros.

Publicidad

Para depósitos de 10.000 euros, los retornos generados alcanzarán 1.330 euros y si los ahorros son de 3.000 euros, los intereses serán de 3.990 euros.

El riesgo de los depósitos a largo plazo

Antes de contratar un depósito a largo plazo los expertos aconsejan a los ahorradores tener la seguridad de que ese dinero no lo van a necesitar durante el tiempo de vigencia del contrato.

"Si se ven obligados a rescatarlo antes de tiempo el banco les puede cobrar una importante penalización económica y en algunos casos ni siquiera permitirá una cancelación anticipada”, asegura, Pedro Ruiz, experto en finanzas personales de Kelisto.

Otro de los riesgos de contratar un depósito a largo plazo es que puede suponer un coste de oportunidad, ya que en ese periodo los tipos de interés pueden subir y los bancos incrementar la rentabilidad de sus depósitos.

Esto hace que los ahorradores atrapados en un depósito de largo plazo se vean obligados a permanecer en él hasta su vencimiento o liquidarlo con penalizaciones derivadas de la comisión por cancelación anticipada.

Para evitar estos riesgos, los expertos en finanzas personales de Helpmycash aconsejan observar cómo evolucionan los tipos de interés y “escoger un depósito como máximo a tres años y luego renovar en caso de ser necesario”.

Si esta noticia ha sido útil para ti, apúntate a nuestros boletines ¡No te decepcionaremos! También puedes añadir las alertas de finanzas.com a tus redes y apps: Twitter | Facebook | LinkedIn | Flipboard. Y sigue los mejores videos financieros de Youtube.

En portada

Noticias de